Sin humanos: así lucen las nuevas cajas en las tiendas de Zara

Sin humanos: así lucen las nuevas cajas en las tiendas de Zara

La nueva decisión de Zara ya genera polémica en todo el mundo.

MDZ Dinero

MDZ Dinero

En algunas tiendas del mundo, Zara inauguró sus nuevas cajas de auto cobro. Éstas permiten que cada persona pueda gestionar su compra de forma autónoma y sin necesidad de atención humana. Si bien implica mayores comodidades para los usuarios, también revive la polémica al prescindir de los empleados en un contexto de crisis global.

Zara se suma a la “moda”: ¿cómo son sus nuevas cajas sin humanos?

En gran parte la noticia se dio a conocer gracias a un video de TikTok que se viralizó en redes sociales. En el mismo, de unos pocos segundos de duración, se observa que una mujer utiliza el nuevo sistema de cobros de Zara.

“Vean la nueva modalidad: cajas de auto pago. Nada de cajeros. Tú eres tu propio cajero”. Mientras tanto, se puede ver cómo esta mujer pasa el producto por el lector de código de barras e introduce la tarjeta para efectuar el pago.

Por parte de Zara, se trata de una acción que busca facilitar y agilizar la experiencia de compra por parte de sus clientes. Si bien no es la primera marca en implementar este tipo de mecanismos, sí se caracteriza por ser una de las innovadoras en su segmento de mercado.

Foto: MERCA2.0

Polémica: ¿qué pasa con los empleados de Zara?

En principio, esta noticia aporta un poco de “tranquilidad” para el actual contexto de pandemia que se vive mundialmente. El hecho de que cada persona pueda autogestionar su compra implica un menor contacto entre los seres humanos, una menor presencia de personas en cada tienda y un mayor distanciamiento social.

Todas son variables que se presentan como positivas en la lucha contra la propagación de la covid-19. Sin embargo, ésta es una tendencia que crece desde mucho antes de que aparezca el coronavirus.

Tiendas de todo tipo, desde supermercados hasta locales de marcas de lujo, empezaron a habilitar puntos de pago para que cada persona pueda efectuar su compra sin necesidad de acudir a un cajero humano.

Esta medida va de la mano con el aumento del uso de las tarjetas de crédito y débito como medios de pago. Pero hay una cuestión de fondo que hace que este tipo de mecanismos se presente como polémico: las marcas ya no necesitan de trabajadores humanos.

¿Qué significa esto? Que aumenta la cantidad de despidos y que se reducen los puestos de trabajo. En un contexto de crisis general, agravada por la pandemia, lo que en principio parece ofrecer una mayor comodidad, puede que resulte en un problema de gravedad en un futuro no tan lejano.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?