El 10 íntimo

El motivo por el que Messi se quebró en la entrevista con Martín Arévalo en ESPN

El 10 brindó una entrevista en la que repasó distintos aspectos de su vida íntima. Habló sobre sus familiares y cómo vivieron la final del mundial.

MDZ Deportes
MDZ Deportes miércoles, 12 de junio de 2024 · 23:05 hs
El motivo por el que Messi se quebró en la entrevista con Martín Arévalo en ESPN
Messi en la entrevista con Arevalo. Foto: Captura

La entrevista que Lionel Messi brindó este miércoles con Martín Arévalo tuvo varios momentos emotivos. El capitán de la Selección argentina habló de todo un poco a nivel familiar, sobre su infancia en Rosario, sobre la influencia de su familia y sobre cómo ellos mismos vivieron la final del Mundial de Qatar. 

En el último tramo de la entrevista, el periodista y la producción decidieron obsequiarle a Messi un metegol que simulaba ser el estadio Lusail, que en un lugar tenía inscrito sus títulos y en el otro una figura de una "hinchada" en el que a cada persona le agregaron el nombre de un familiar, entre su esposa, padres, hermanos, tíos y sus hijos. 

Mirá el video

Ya emocionado, luego Arévalo le mostró el video del palco que integraba su familia en la gran final y cómo reaccionaron al momento en el que él, tras abrazarse con sus compañeros, comenzó a hacerles el gesto de "Ya está", como asegurando, "se terminó el sufrimiento".

"Lo ví quinientas mil veces ese video", se sinceró Messi tras verlo. Visiblemente emocionado. Cuando quiso agregar palabra a esos primeros dichos, su voz se le cortó, aún así, alcanzó a decir: "Mirá que pasó tiempo, eh. Pero siempre que lo veo me pasa lo mismo".

Ya recompuesto de la emoción de la imagen, agregó: "Por eso también fue el gesto (el de "ya esta"). Porque sé lo que deseaban, que yo y toda Argentina sea campeón del mundo. Sé lo que ellos deseaban, lo que sufrieron, lo que se pelearon con todos, lo que se comían. Quedó demostrado por cómo lo vivieron, cómo estaban, la verdad que es hermoso". 

En ese sentido, agregó: "Poder ver, a todos obviamente, pero en especial a mis hijos, a Thiago, llorar y vivirlo de la manera en la que lo vivió. Es inexplicable. Por eso te hablaba de los momentos, si hubiese pasado antes, quizás Thiago, Mateo, Ciro no hubiesen estado. No lo hubiesen vivido de la manera en la que lo hicieron. Thiago sobre todo, que lo vivió de esa manera al Mundial, que me vio a mí y a Argentina campeón del mundo. No tiene precio".

 

 

Archivado en