La confesión de Djokovic: el día que, llorando, quiso retirarse por Federer y Nadal

La confesión de Djokovic: el día que, llorando, quiso retirarse por Federer y Nadal

El tenista serbio, hoy número uno del mundo, reveló que en los primeros años de su carrera sufrió una derrota que lo afectó mucho emocionalmente y lo hizo pensar en el retiro ante la supremacía en el circuito de Roger Federer y Rafael Nadal.

MDZ Deportes

MDZ Deportes

El serbio Novak Djokovic, hoy número uno del mundo, reveló en una interesante nota con Sky Sports que en los primeros años de su carrera pensó en retirarse ante la presión que sentía por la supremacía que tienen en el circuito el suizo Roger Federer y el español Rafael Nadal. 

Actualmente son los tres tenistas más importantes del mundo y acumulan logros similares. En lo que a Grand Slams se refiere, el suizo suma 20, el español 19 y el serbio 17. Cabe recordar que Nole es el más joven de los tres y es el que tiene más recorrido por delante para seguir acumulando títulos.

A pesar de demostrar que está a la altura de las circunstancias, durante mucho tiempo a Djokovic le costó asimilar la competencia contra los otros dos monstruos, y hasta llegó a pensar en el retiro a temprana edad. El hecho que lo hizo replantearse todo fue una derrota contra el austriaco Jürgen Melzer en cuartos de final de Roland Garros 2010. El serbio, por entonces tercero del ranking con 23 años, ganaba por dos sets a cero, pero terminó perdiendo contra el número 26.

"Aquella derrota fue realmente difícil para mí emocionalmente. Lloré tras el encuentro. Fue un mal momento. Quise abandonar el tenis porque veía todo negro. Había ganado Australia en 2008 y era el número 3 del mundo, pero no era feliz. Sabía que podía hacer más, pero perdí partidos importantes contra Federer y Nadal", confesó el hoy líder del ránking mundial.

Sin embargo, aquella situación terminó siendo una bisagra en su carrera: "A partir de aquel momento me sentí liberado. Eso me quitó presión, empecé a jugar más agresivamente. Fue el punto de inflexión". Al año siguiente ganó tres Grand Slams y por primera vez ocupó el puesto más alto del ránking.

Por último, se refirió a la situación que vive el mundo por la pandemia de coronavirus y a cómo lo está afectando a él personalmente el parate en el tenis. "Para nosotros, los tenistas, es importante tener claro el calendario. Al principio estaba un poco vacío y confuso, me faltaba claridad. Es importante para mí mantener una rutina, no esperar a una fecha. Me entreno cada día en el gimnasio, corro en casa y juego con los niños", concluyó.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?