Felipe Melo: "Contra Messi rotábamos para pegarle patadas"

Felipe Melo: "Contra Messi rotábamos para pegarle patadas"

El brasileño confesó que para él el argentino es el mejor de la historia y contó una curiosa anécdota de cómo intentaba frenarle cuando jugaba contra él. "Es más que Cristiano Ronaldo", agregó.

MDZ Deportes

MDZ Deportes

Felipe Melo no oculta su admiración por Messi. Durante la charla, el volante del Palmeiras -ex de Mallorca, Almería, Juventus e Inter de Milán- desvela con sinceridad muchos aspectos de su vida personal y profesional. Y entre ellos, llama la atención su relato sobre cómo se repartían en la selección brasileña la tarea de intentar frenar a Messi.

"Messi es un jugador único. Cuando nosotros con la selección brasileña jugábamos contra él decíamos 'tenemos que pegarle patadas una vez cada uno, tenemos que ir rotando'. Si no es difícil, un jugador así no hay manera de marcarlo. Y no digo pegarle patadas para romperlo, sino una falta táctica, cortarle el ritmo, molestarlo”, sentenció Felipe Melo, que calificó al capitán del Barça como el mejor de la historia en una entrevista realizada por el diario Clarín.

"Es el mejor de la historia. Yo no puedo decir nada de Pelé porque no lo vi jugar. Y de Maradona tengo el recuerdo del Mundial 90 cuando le ganaron a Brasil con el gol de Caniggia. También la gente dice que Zico es mejor que todos, pero yo la primera vez que lo vi jugar fue en su despedida, en el Maracaná. Yo vi jugar a Messi y es increíble", agregó.

Y continuó: "Es más que Cristiano Ronaldo porque Cristiano te puede hacer 5 goles, pero Messi hace esos 5 goles y también les hace hacer goles a sus compañeros, entonces es más completo".

Además, en la charla, apoyó a Yair Bolsonaro a quien consideró un amigo: "Yo salí a apoyarlo antes de la campaña, mucho antes, fui el primero. Porque me encantaba la manera que tenía de conducir la situación. Política es una cosa y fútbol es otra; yo no entiendo nada de política pero vi que era un chico que podía mejorar la realidad de mí país".

"Hoy gracias a Dios yo tengo amistad con él, hablamos siempre que puede y es un chico que no cambió nada, sigue siendo igual. Me encanta cómo hace las cosas. Quiero mucho a Bolsonaro porque es el que me da esperanza", finalizó.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?