El Metrobús de Guaymallén, con aciertos y errores

Tras haberse cumplido más de 50 días desde la inauguración del nuevo camino de carriles exclusivos que el municipio gobernado por Marcelino Iglesias diseñó sobre el carril Godoy Cruz, muchos de los vecinos de la zona destacan tanto aspectos positivos como graves puntos negativos. ¿El gran problema? La falta de indicaciones sobre la calle.

Avatar del Ignacio de Villafañe

Ignacio de Villafañe

Varias de cal, otras cuantas de arena. Así describen hoy los vecinos de San José a las obras de la nueva traza troncal este-oeste -más conocida como "Metrobús"- que el municipio de Guaymallén inauguró sobre el carril Godoy Cruz el 28 de febrero pasado. 

Es que a pesar de ya haber transcurrido casi dos meses desde que la calle quedó habilitada para la circulación de todo tipo de vehículos, la circulación de los mismos todavía se produce con serias dificultades y, en muchos casos, situaciones peligrosas para peatones y ciclistas.

Para ser justos hay que aclarar que la tarea que encara el municipio guaymallino sobre lo que resulta una de sus principales arterias -el carril Godoy Cruz- no solamente es complejo sino que además implica una enorme cantidad de obras que, en muchos casos, no están a la vista. Tal es el caso del nuevo acueducto que reemplazará a la antigua red de agua potable y la renovación de todas las cloacas que se extienden bajo la superficie de la calle. Todos trabajos que desde la Secretaría de Obras y Servicios se encargan de remarcar públicamente y con regularidad.

Pero más allá de las obras "invisibles" que desarrolla la Municipalidad por debajo del asfalto del carril, faltan todavía muchas tareas a realizarse sobre el mismo que por superficiales no son menos importantes.

"Faltan los carteles que indican los sentidos de las calles", dice un vecino que todas las mañanas recorre la zona con su carrito de café y agrega: "El que es de acá ya conoce y no tiene problema pero hay gente que no sabe y cuando ve la línea amarilla en el medio (en referencia al cordón que divide el carril de autos particulares del exclusivo para colectivos) cree que el sentido de la calle es doble y se manda en contramano".

Todos opinan

¿Creés que son útiles las obras del Metrobús de Guaymallén?

Otros de los problemas que suelen ocurrir tiene que ver con los ciclistas. Junto con el carril de autos particulares y el de buses la municipalidad también trazó una ciclovía al costado de la calle con doble sentido de circulación. El conflicto en este caso vuelve a ser la falta de señales de tránsito.

"Los autos que quieren meterse en (el carril) Godoy Cruz ven solamente en la dirección desde la cual vienen los autos, pero no tienen en cuenta que la bicisenda tiene doble mano", describe otro vecino y ejemplifica con un hecho reciente: "El otro día venía una mujer en bicicleta de este a oeste y el auto que estaba esperando para meterse en la calle no la vio, avanzó y la chocó. No es la primera vez que pasa".

A este tipo de incidentes se suman los derivados de la falta de agentes de control en las calles y el poco respeto que los ciudadanos tienen para con las normas de tránsito. Desde motos, autos y camionetas que circulan varias cuadras por el carril reservado para colectivos con el fin de avanzar más rápido, hasta padres y madres que no solamente invaden este último carril sino también el exclusivo para bicicletas con tal de poder estacionar al lado de la escuela de donde deben retirar a sus hijos.

Mirá los testimonios completos, las anécdotas reales y los conductores in fraganti en el video.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?