El pueblo de 800 habitantes que regala terrenos a los jóvenes para que vuelvan

El pueblo de 800 habitantes que regala terrenos a los jóvenes para que vuelvan

Por el gran éxodo de jóvenes, un pueblo ubicado al pie de la Cordillera de Los Andes regala terrenos con todos los servicios.

MDZ Sociedad

MDZ Sociedad

Son muchos los pueblos remotos que sufren el éxodo de las generaciones más jóvenes. En la mayoría de los casos, por la falta de oportunidades para continuar sus estudios universitarios o terciarios o por la falta de crecimiento profesional hombres y mujeres deben dejar su pueblo natal y mudarse a las ciudades.

Es el caso de este pequeño pueblo patagónico de 800 habitantes, ubicado en la provincia de Neuquén, Varvarco. En esta localidad, ubicada a 600 kilómetros de la capital neuquina, el principal problema que siempre tuvieron fue el éxodo de jóvenes. La localidad desde hace cuatro años recién pudo tener una escuela secundaria.

Varvarco
El paisaje del norte de Neuquén

Antes los debían continuar sus estudios secundarios en Las Ovejas o Andacollo (a 50 kilómetros), se iban de lunes a viernes. “Muchos chicos al terminar la secundaria, conseguían trabajo y no regresaban. Nos dimos cuenta que teníamos un gran problema y pensamos en cómo solucionarlo", cuenta el presidente de la la Sociedad de Fomento de Varvarco, Gastón Fuentes.

A esto se suma que hasta hace cuatro años no había gas y aún hoy los vecinos alejados del ejido urbano deben calentarse y cocinar con leña. Tampoco hay farmacia, no hay médico, dependen de un profesional que viene todas las semanas desde Las Ovejas, un pueblo a 20 kilómetros. Un banco móvil llega una vez al mes y se queda una semana. Más motivos que llevan a que los más jóvenes se vayan.

Por ello, desde la Sociedad de Fomento de Varvarco han pensado estrategias para tentar a quienes antes vivían allí a que regresen. “A todos los chicos que se van a estudiar y se reciban les garantizamos un terreno con todos los servicios”, cuenta a La Nación Gastón Fuentes, presidente de la Sociedad y añade: “Hemos sufrido el éxodo y hasta el momento han regresado 12 jóvenes a quienes le hemos dado una vivienda o un terreno".

Fuentes asegura que en el pueblo hay trabajo y que lo que se necesita en este momento, con urgencia, es recursos humanos. Por eso surgió esta idea en plena pandemia, en 2020, y se afianzó en el 2021, para consolidarse este año.

“Cuando teníamos que justificar la entrega de terrenos o viviendas ante el IPVU (Instituto Provincial de Vivienda y Urbanismo) pensamos que sería una buena idea que fueran destinados a los jóvenes que querían regresar al pueblo una vez recibidos”, comparte Fuentes.

El proyecto obtuvo el apoyo de toda la Comisión y del propio Gobierno provincial. Los terrenos que ofrecen son de 15 metros de frente por 30 de fondo; tienen todos los servicios: agua, electricidad y gas. Para el 2023 tendrán disponibles 25 terrenos, que se sumarán a los que ya han entregado.

La propuesta, además, obtuvo la declaración de Interés Legislativo, a través de un despacho de la Comisión de Desarrollo Humano y Social del Gobierno provincial. “Esto nos da un empujón muy grande porque queremos que esto se proyecte en el tiempo", expresa Fuentes y adelanta: "El objetivo es poder replicar esto en otros pueblos que tienen el mismo problema que nosotros”.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?