Rechazaron un pedido de nulidad en la causa del memorándum con Irán

Rechazaron un pedido de nulidad en la causa del memorándum con Irán

La Cámara Federal confirmó que un ex director de Interpol "seguirá siendo investigado" al ritmo que se crea conveniente, a pesar de un cuestionamiento del actual Procurador del Tesoro Carlos Zannini, quien cree que la demora en llamarlo a declarar es una irregularidad que vuelve nula toda la causa

MDZ Política

MDZ Política

La laberíntica causa por el memorándum con Irán tuvo otro capítulo este jueves. La Cámara Federal rechazó un planteo que había hecho la defensa de Carlos Zannini -actual Procurador del Tesoro- para que se reviera la imputación del ex director de Interpol Ronald Noble. La compulsa alrededor del status legal de Noble es clave para los acusados, entre los cuales se encuentra también la vicepresidenta Cristina Fernández.

Zannini y Fernández han sido señalados por encubrir el atentado contra la Asociación Mutual Israelita Argentina (AMIA) mediante la firma del Memorándum con Irán. Una parte de la causa ya está elevada a juicio, y el propio Zannini ha pedido la nulidad de esa elevación, al considerar que el rol del fallecido juez Claudio Bonadio estaba viciado de una gran animosidad.

Pero otra parte del caso sigue en instrucción, con Marcelo Martínez De Giorgi reemplazando a Bonadio. En ese tramo del expediente, dos víctimas de la AMIA han denunciado al ex jefe de Interpol como parte de la trama encubridora. En pocas palabras, sostienen que el ex Secretario General de la organización policial más importante del mundo podría haber estado involucrado con el ocultamiento del crimen.

Ali Akbar Salehi y Héctor Timerman firmando el memorándum.

Para Zannini, esto es una "desopilante hipótesis". Noble ha repetido varias veces que el gobierno argentino no obstaculizó la búsqueda de los sospechosos ni pidió levantar en ningún momento las alertas rojas que se habían emitido contra varios ciudadanos iraníes. Ha solicitado venir a declarar eso, y no lo han convocado. Es más: avanzaron en su imputación, lo cual -al tener inmunidad diplomática- coloca a la causa en un estado de incertidumbre.

—Esa demora en tomarle declaración a Noble es incomprensible y pone en cuestión todo lo actuado— repiten en el entorno de Zannini. 

¿Testigo o imputado?

La pugna se produce alrededor del rol que cumplirá Noble a lo largo del proceso legal. Una cosa es que se lo cite a declarar como testigo y otra que se integre al juicio oral como imputado.

Un primer matiz es este: los testigos están obligados a decir la verdad, en tanto que los imputados pueden contestar como consideren conveniente. Por ende, si Noble está obligado a la verdad -es decir, si se retrocede con su imputación- y lo que afirma va en contra de lo que sostenía la denuncia que presentó el fiscal Alberto Nisman contra Cristina Fernández y varios funcionarios, la causa podría caerse.

En criollo: si Noble está obligado a no mentir, y como ex Secretario General de Interpol entre 2000 y 2014 contradice lo afirmado por Nisman, el juicio pierde sentido.

Y si se lo imputa, al tener Noble inmunidad diplomática, no le correspondería a ese tribunal juzgarlo, sino a la Corte Suprema de Justicia de la Nación; lo cual también podría derrumbar lo actuado en la causa.

Por eso Zannini, a través de su abogado Mariano Fragueiro Frías, juega sus cartas. El juez, en tanto, “postergó una definición" sobre si existe o no sospecha bastante sobre el rol asignado por la querella a Noble. Es decir, se tomó más tiempo. Y el pedido de definiciones de Zannini fue denegado.

 

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?