Alarmante: la "quinta provincia" vacunó a menos del 15% de la población

Alarmante: la "quinta provincia" vacunó a menos del 15% de la población

El plan de vacunación en la Provincia de Buenos Aires expone las dificultades que tiene el exministro de Salud, Daniel Gollan, para explicar si el sistema aplicado es exitoso o no. Municipios de la zona norte, oeste y sur difieren dramáticamente en la cantidad de personas vacunadas.

Alejandro Cancelare

Alejandro Cancelare

Avellaneda, Morón y Vicente López encabezan el ranking informal de vacunas de primera y segunda dosis que recibieron los habitantes del Gran Buenos Aires para paliar la pandemia de coronavirus. La Matanza es el municipio con peor esquema de dosis aplicada.

La distribución de vacunas y su aplicación en la Provincia de Buenos Aires está en un fuerte debate y, cada tanto, los municipios se animan a publicar los números sobre las aplicaciones de primera y segunda dosis realizadas.

El distrito de Avellaneda, ubicado en la zona sur del Conurbano, limítrofe a la Ciudad de Buenos Aires, presenta el mayor porcentaje de primera y segunda dosis aplicada con el 41% de su población vacunada, seguido por Morón, con el 39% y Vicente López con el 35,6%.

Si se tomaran la totalidad de dosis aplicadas, el porcentaje variaría ya que Morón y Vicente López fueron los que más vacunaron con primera y segunda dosis, al llegar al 80,4% y 80%, respectivamente de su población. Avellaneda aplicó el 74% en total.

Lamentablemente, los habitantes de Esteban Echeverría, Tigre, Merlo, Florencio Varela y La Matanza son los que más deberán esperar para ser vacunados. Con una dosis, el primero de los municipios aplicó el 52,7% pero 22,4% de la segunda.

La misma proporción, con mínimas diferencias, guardan los otros municipios, aunque es alarmante la pésima distribución de La Matanza, donde sólo se aplicaron el 36,6% de primeras dosis y 14,5%, de la segunda prevista para completar la inmunización.

Apenas iniciada la pandemia y decretado el ASPO, en marzo del año pasado, los municipios se empecinaban a difundir la cantidad de gente que se había contagiado y la misión parecía ser mostrar que en su municipio no entraba el virus. De hecho, en la muchos municipios alejados de la General Paz dispusieron barricadas de tierra y escombros para impedir el acceso a sus localidades de los que pretendían aparecer como “zona liberada de covid”. Por supuesto, algo falló.

Esta semana estalló la nueva polémica tras las definiciones del infectólogo y uno de los asesores del gobierno, Eduardo López, cuando opinó que “tener guardadas más de cinco millones de dosis es un verdadero fracaso en el plan de vacunación”.

Daniel Gollan, exministro de Salud bonaerense y actual candidato oficialista fue el encargado de contestarle. "Eduardo López es un buen infectólogo, pero no tiene conocimiento de la dinámica de cómo se maneja una pandemia de esta proporción. Él en un escritorio dirá 'uy, tenemos 5 millones'... Bueno, no, yo me sentaría con el señor López y le explicaría la dinámica".

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?