Más fácil de lo que crees, cuáles son los cuidados más importantes de las orquídeas

Más fácil de lo que crees, cuáles son los cuidados más importantes de las orquídeas

Conoce cómo cuidar tus orquídeas y darle las condiciones necesarias para que estas plantas crezcan hermosas en tu jardín

Napsix

La tarea de cuidar el jardín implica pequeñas actividades para mantenerlo en buen estado. Además, requiere tener en cuenta cuáles son las necesidades de nuestras plantas para poder así darles las condiciones precisas para que crezcan perfectamente. En el caso de las orquídeas, puedes seguir algunas pautas de cuidados que son más fáciles de lo que crees.

La orquídea es una planta que se caracteriza por la compleja forma de sus flores que varían entre la sorprendente cantidad de especies. Se cree que hay más de 25 mil tipos diferentes de estas. Suele decirse que es muy difícil de cultivar en casa, pero la verdad es que con los recaudos básicos, se convierte en una actividad sencilla.

La iluminación es uno de los cuidados fundamentales
Fuente: Unsplash

Iluminación

Un aspecto que es muy importante entre los cuidados de la orquídea es sin dudas la iluminación. Se puede tratar de un factor clave en su cultivo. Ten en cuenta que es una planta que requiere abundante luz pero de forma indirecta, por lo que es ideal para colocarla en el jardín en semisombra o bien en interiores cerca de una ventana. Asimismo, se aconseja comúnmente colocarlas en macetas transparentes.

Riego

Otro de los cuidados fundamentales es el riego. A veces por desconocimiento se cometen errores en este momento, aunque desde ahora ya no será así. Si tienes una orquídea, riega abundantemente y espacia esta tarea en la semana. Es preferible darle el agua suficiente como para que llegue a las raíces y hacerlo pocas veces, en lugar de regar poco cada día. Asimismo, asegúrate de que tenga un buen drenaje para que el líquido no quede estancado.

La forma de sus flores es impactante
Fuente: Unsplash

Ubicación

Por último, no pierdas de vista dónde la colocarás. Ya sea en el interior o en el jardín, ten en cuenta que la orquídea reclama temperaturas medias. Así que evita ponerla en un lugar donde sufra las heladas o el calor extremo. Asimismo, procura que no esté expuesta a grandes corrientes de viento.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?