Protestas en Colombia: disminuye la violencia, pero continúa la indignación

Protestas en Colombia: disminuye la violencia, pero continúa la indignación

Por cuarto día consecutivo continúan las protestas en las calles de Bogotá contra la violencia policial tras la muerte de Javier Ordóñez, el hombre de 45 años que murió de luego de que dos policías le dispararan repetidamente con sus pistolas paralizantes.

MDZ Mundo

MDZ Mundo

Por cuarto día consecutivo continúan las protestas en las calles de Bogotá contra la violencia policial tras la muerte de Javier Ordóñez, el hombre de 45 años que murió de luego de que dos policías le dispararan repetidamente con sus pistolas paralizantes a pesar de que estaba tendido en el suelo, desarmado y suplicando que dejaran de agredirlo.

La violencia de las manifestaciones ha disminuido, pero permanece la indignación entre los colombianos, quienes reclaman justicia por Ordóñez.

Un comunicado de la policía colombiana pidiendo perdón a la familia del difunto y a toda Colombia ha ayudado bastante a calmar los ánimos. Los dos agentes implicados en la polémica detención de Ordóñez han sido suspendidos, así como otros tres que estaban en las dependencias a las que lo llevaron y donde, presuntamente, habría sido torturado.

Las protestas comenzaron luego de la difusión de un video en redes sociales que mostraba la brutal detención del fallecido. Ante los disturbios que se produjeron en los días siguientes, la policía no tuvo contemplaciones a la hora de reprimir y al menos trece personas murieron en los enfrentamientos con las fuerzas de seguridad y cientos resultaron heridas.

El Gobierno asegura que en las protestas se infiltraron guerrilleros del ELN y disidentes de las FARC. Indignada con el Poder Ejecutivo, la alcaldesa de Bogotá ha pedido un profunda reforma del cuerpo policial para que esté sujeto "al control de la ciudadanía y de la justicia ordinaria".

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?