Suave, cremoso y exquisito: tiramisú casero en simples pasos

Suave, cremoso y exquisito: tiramisú casero en simples pasos

Una receta perfecta, deliciosa y muy fácil de preparar. Animate a preparar el mejor tiramisú casero en simples pasos.

Food Lovers

Es la mejor receta para preparar un suave, cremoso y exquisito tiramisú casero en simples pasos.

Fuente: Recetas de Esbieta

¿A quién no le gusta? El tiramisú es uno de los postres italianos que de a poco se fue ganando cada vez más fanáticos a lo largo de todo el mundo, al punto de convertirse en uno de los preferidos en muchos países.

Esta receta es súper fácil de preparar y, por lo general, aunque pocos se lo imaginan, es uno de los postres más elegidos para aquellos que recién se inician en el mundo de la repostería.

El tiramisú no solo es simple y delicioso, también es muy económico porque no se necesitan demasiados elementos. Si bien cada uno lo puede ir adaptando a su gusto personal, con esta simple receta te saldrá perfecto.

¡Manos a la obra! A animarse a preparar el mejor tiramisú suave, cremoso y exquisito en simples pasos.

Ingredientes:

  •     2 huevos
  •     350 ml. de café frío
  •     500 gramos de queso mascarpone
  •     30 gramos de cacao en polvo
  •     20 vainillas
  •     80 gramos de azúcar

Preparación:

  •     El primer paso es separar las claras de las yemas.
  •     Batir a punto nieve las claras y luego reservar. 
  •     Mezclar las yemas con el azúcar hasta que se disuelva por completo. Se recomienda que la crema quede en un tono amarillo.
  •     Luego se debe incorporar al mismo bol: el queso mascarpone y se mezcla bien, siempre con movimientos envolventes. Añadirle las claras y continuar revolviendo. Se reserva.
  •     Por otro lado, se deben mojar las vainillas en el café. Se las van colocando sobre una fuente o cualquier molde rectangular. Hay que tener presente que este es uno de los pasos más importantes para un buen tiramisú. 
  •     Luego, hay que agregarle por arriba una capa de crema de huevo y mascarpone. 
  •     Se repite la misma operación pero siempre se termina con una capa de crema.
  •     Para que el tiramisú sea completamente distinto a otros y delicado, se le debe espolvorear el cacao en polvo por arriba.
  •     Una recomendación: usar un colador para que caiga de forma pareja. 
  •     Por último se deja reposar en la heladera hasta el otro día. 
Fuente: PequeRecetas

Es importante que antes de servirlo se retire del frío al menos unos 10 o 15 minutos antes para nuevamente espolvorearle un poco más de cacao fresco y ¡a disfrutar!

Prueba también la opción de otra receta de tiramisú sin huevos. ¡Exquisito!

Para pasteurizar los huevos: 

En el caso del postre se separan las yemas de las claras. Primero pasteurizamos las yemas, tomamos un recipiente, colocamos las yemas junto con el azúcar. Preparamos un baño maría, sin que toque el agua, que se genere una cámara de aire. Debemos dejarlo al fuego mínimo y seguimos batiendo por 4 minutos, veremos que toma un color amarillo claro, se volverá más densa y suave. Posteriormente retiramos y terminamos de emulsionar hasta que tome temperatura ambiente.

Para pasteurizar las claras prepare el jarabe para pasteurizar las claras de huevo con 75 gramos de azúcar y 40 ml de agua. En una cacerola vierta agua y azúcar y mezcle bien con una espátul, luego colocamos la cacerola al fuego y debe llegar a 121ºC o esperar dos minutos que formará burbujas, vamos batiendo las claras y en forma de hilo agregamos el caramelo, seguimos batiendo. Batimos por 3 minutos hasta que las claras se monten, tenemos que evitar golpes en las claras para que no se bajen.

A las yemas pasteurizadas le agregamos el queso mascarpone o queso crema, luego las claras con movimientos envolventes. 

 

 

 

 

Para dudas, sugerencias de nuevos temas de cocina y comentarios, te invitamos a escribirnos a contacto@mdzol.com y responderemos a la brevedad.
 

 

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?