Cuscús: preparación en casa y beneficios de este plato

Cuscús: preparación en casa y beneficios de este plato

Gracias a sus propiedades nutricionales, el consumo del cuscús es cada vez más común.

Food Lovers

Probablemente muchos reconozcan al cuscús como una comida excéntrica, y algo de razón tienen. Sin embargo, se trata de un plato súper fácil de preparar y que brinda una serie de beneficios para la salud. A continuación, compartimos todo lo que hay que saber al respecto.

Cuscús: origen y beneficios

Aunque su origen es un tanto incierto, se sabe que su existencia se remonta a unos 2 mil años atrás y que proviene del Medio Oriente, de la zona del norte de África.

En la actualidad, es un plato típico de países como Argelia, Marruecos y Túnez. También se consume en Sicilia, al sur de Italia. Esto explica que el cuscús sea reconocido en todo el mundo como uno de los ingredientes más importantes de la dieta mediterránea.

¿A qué se debe esto? A que, además de su delicioso sabor, este plato ofrece una serie de beneficios para el organismo humano, sobre todo a nivel nutritivo.

Proteínas, hidratos de carbono, vitaminas y minerales son algunos de los tantos elementos que se encuentran en la composición del cuscús. Obviamente, sus propiedades son beneficiosas siempre y cuando se lo consuma en su justa medida.

¿Cómo hacer el cuscús?

Ante todo, hay que aclarar que el cuscús es 100% sémola de trigo duro. Aunque en las tiendas ya se lo consigue en su forma granulada, su elaboración primaria consiste en molerlo hasta que sea polvo y en agregarle agua y amasar.

Prepararlo en casa es sumamente sencillo, ya que alcanza con hervirlo y condimentarlo a gusto personal.

¿Cómo se hace? Lo primero que hay que saber es que la cantidad de agua tiene que ser idéntica a la del cuscús.

El agua se coloca en una olla, se pone a hervir y se agregan los condimentos necesarios, entre ellos sal, pimienta negra recién molida y aceite de oliva.

Una vez que el agua hierve, retirar la olla del fuego y agregar el cuscús en forma de lluvia, removiendo con una cuchara de madera.

Por último, dejar reposar por unos 2 ó 3 minutos, o la cantidad de tiempo que indique el envase, y luego agregar un poco de manteca y remover hasta que la misma se integre.

El cuscús es ideal para reemplazar otros alimentos ricos en hidratos de carbono como es el caso del arroz, las papas y los fideos.

En general se lo utiliza como acompañamiento de otras comidas, y combina a la perfección con una preparación de verduras salteadas.

¿Un secreto para obtener un sabor exquisito? A la hora de prepararlo, usar caldo en vez de agua. El resultado es tan delicioso que no lo podrías creer.

Este contenido se publica solo con fines informativos y no puede sustituir la labor de un profesional. Le recomendamos que consulte con su Nutricionista de confianza.

Para dudas, sugerencias de nuevos temas de cocina y comentarios, te invitamos a escribirnos a contacto@mdzol.com y responderemos a la brevedad.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?