Polémica

Francis Mallmann despreció y se pronunció en contra de la Guía Michelin: "Ojalá no lleguen las estrellas"

El reconocido chef argentino manifestó categóricamente que no aceptaría una estrella si quisieran dársela. Años anteriores ya se había pronunciado en contra de listados y galardones. La calificación de la guía Michelin está considerada como la más prestigiosa de la gastronomía mundial.

Federico Croce
Federico Croce miércoles, 13 de septiembre de 2023 · 11:19 hs
Francis Mallmann despreció y se pronunció en contra de la Guía Michelin: "Ojalá no lleguen las estrellas"
Francis Mallmann. Foto: Instagram @francismallmann

Sin dudas, Francis Mallmann es uno de los chefs más reconocidos de la Argentina y de Latinoamérica, y su palabra para muchos de los que pertenecen al rubro es sagrada. 

Además de construir una trayectoria para aplaudir y un estilo gastronómico personal, Francis tiene restaurantes en varias ciudades del mundo y es invitado a los lugares más exóticos del globo a cocinar junto a su equipo.

Francis Mallmann, de entrecasa. Un chef con una personalidad distintiva.

Mallmann, quien tiene en su haber una serie de libros publicados también sobre distintos temas culinarios, gastronómicos y de recetas; es también un gran referente a la hora de opinar y tomar partido por diferenteas temáticas de la gastronomía mundial, ya sea para alertar sobre los peligros de la manipulación química de productos y animales, como para manifestar posturas frente a organizaciones, puntuaciones y listados de reconocimientos y premios.

Ya en el año 2021 el chef renunció a su lugar en la lista de los 50 Best Restaurants of Latin America, argumentando entre otros puntos que "Los premios crearon un ambiente ficticio y ultra competitivo para nuestra cultura gastronómica. La innovación parece ser el principal valor. Aunque no hay nada malo en eso (innovación), se separó de los valores de un oficio en favor de lo que llaman arte. Los jóvenes chefs intentan cruzar puentes mucho antes de lo que deberían simplemente para ser diferentes, famosos o novedosos".   

El posteo de Mallmann en el año 2021.

Esta vez ha sido noticia por compartir en sus redes una nota del New York Times en donde varios chefs de los Estados Unidos critican el alto costo de "asociación" que cobra Michelin y además denuncian que el premio vuelve monótonos a los cocineros, presionándolos de forma terrible para mantener las estrellas.

"Hoy, primera página del New York Times. Argentina también pagó recientemente la cuota de 600 mil a Michelin para ser parte de la guía. Dijeron que le darían estrellas a restaurantes de Buenos Aires y Mendoza (donde tengo mi restaurante 1884) que llevan 25 años abiertos", comienza diciendo Mallmann en su posteo.

"Las estrellas se anunciarán en noviembre. Después de casi 50 años cocinando profesionalmente, realmente deseo que no obtengamos una estrella. Si es así, no lo aceptaría. Pero compartamos pan, pensamientos y romance. Tomados de la mano hasta el fin de la esperanza", cerró el reconocido chef.

El posteo de Mallmann criticando la llegada de las estrellas Michelin a la Argentina.

La Guía Michelin, propiedad de la reconocida empresa francesa que fabrica neumáticos, se ha erigido en la autoridad màxima mundial en cuanto a gastronomía se refiere.

Obtener estrellas Michelin como calificación y certificación en sus restaurantes ha desvelado a generaciones de chefs, cinvirtiéndose en un sueño y a veces, en una obsesión. Por supuesto, son lo primero que se menciona sobre los restaurantes que las tienen.

Según se explica en el artículo del New York Times que comparte Mallmann en sus redes, en los últimos años, con la competencia de la lista de los 50 mejores restaurantes del mundo y otros premios, la compañía ha estado buscando agresivamente nuevas formas de generar ingresos, ampliar su alcance geográfico y modernizar la idea de lo que constituye un restaurante Michelin.

En entrevistas, docenas de restauradores, chefs y funcionarios de todo el país dijeron que el estatus que confieren las estrellas no tiene precio y conlleva un enorme potencial de ingresos. Pero también expresaron reservas sobre las prioridades y la influencia de Michelin. La curiosidad siempre ha girado en torno a cómo realiza su trabajo la empresa: ¿Quiénes son los inspectores? ¿Con qué frecuencia lo visitan? ¿Qué se necesita para pasar de dos estrellas a tres? La nota periodística también destaca que los chefs Gordon Ramsay, Jean-Georges Vongerichten, Thomas Keller y Alain Ducasse comenzaron sus imperios ganando tres estrellas, la calificación más alta.

Archivado en