Los mejores tips para evitar la resaca si te excediste con el vino

Los mejores tips para evitar la resaca si te excediste con el vino

En muchas ocasiones, nos distraemos y en mérito de estar pasando un momento agradable nos pasamos de copas. Cuando nos despertamos al otro día sentimos las consecuencias. Toma nota.

MDZ Divinos

MDZ Divinos

Se trata de uno de los problemas más comunes cuando salimos y perdemos el control de lo que bebemos. Lo cierto es que el cuerpo al día siguiente se encarga de recordarte que tomaste de más. 

Resaca: ¿cómo evitarla?

El primer consejo, por supuesto, es ser juicioso y responsable. Se puede disfrutar perfectamente de un buen vino sin necesidad de extralimitarse. 

Sobre todo si somos responsables de conducir un medio de transporte, debemos tener autocontrol. El segundo consejo es ser honesto consigo mismo: si nos hemos pasado de copas, debemos reconocerlo y dejar que otro maneje el auto o nos ayude a llegar a casa de la mejor manera. 

Dicho esto, siempre es importante recordar algunos tips o trucos que funcionan para que el “día después” no sea una tortura.

Beber Agua 

Casi siempre nos olvidamos de acompañar el vino en una cena o una fiesta con agua. El alcohol provoca que orinemos más veces de lo normal, por lo que produce deshidratación. Por eso la sed y en muchas ocasiones dolores de cabeza y mareos. Además beber agua nos ayudará a beber menos alcohol.

Evitar mezclar bebidas

Puede ser muy atractivo comenzar la noche con un aperitivo, luego pensar la cena alrededor de un vino y finalizar con espumantes o algún destilado. Pero la realidad es que cuánto más mezclemos peor será el día después. Hay que tratar de disfrutar el mismo tipo de bebida durante todos los momentos y siempre con moderación.

No todo es lo mismo

Es esencial saber que no todas las bebidas alcohólicas que ingerimos son iguales. El vino está considerado alimento y en dosis recomendadas es hasta saludable. Pero todas tienen etanol. Sin embargo la presencia de azúcar y su fermentación hace aparecer otras sustancias como la acetona o el metanol. Más tóxicas y que provocan resacas más fuertes. Por eso las bebidas destiladas como whisky, cognac o tequila son “más fuertes” y generan efectos más duraderos. 

Dormir bien e hidratarse: dos consejos escenciales.

Dormir

Uno de los principales enemigos para la resaca es no dormir bien, ya que altera el funcionamiento normal del organismo. Y aunque no hayamos bebido nada, ante la falta de sueño al día siguiente tendremos sensaciones parecidas a una resaca. Por eso es vital, poder dormir un poco más para que las resacas no sean tan fuertes ni irritantes. 

Alimentarse de manera inteligente

Cuando nos excedemos en el consumo de alcohol, los niveles de azúcar en sangre disminuyen y hacen que los síntomas sean más molestos, como dolores de cabeza más fuertes o debilidad. Ante esto, es importante poder tener una dieta específica para estos momentos y que el cuerpo vaya recibiendo los nutrientes esenciales para su equilibrio. Existen algunos alimentos como la banana o el huevo que ayudan de gran forma para salir de este estado.  

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?