Crimen en un hotel alojamiento: "A mi hermana la torturaron"

Crimen en un hotel alojamiento: "A mi hermana la torturaron"

La familia de la joven de 17 años que murió tras ser atacada en un hotel alojamiento sostiene que pudo haber más de un atacante.

MDZ Policiales

MDZ Policiales

En medio de la investigación por el aberrante crimen de Luciana Sequeira, la adolescente de 17 años que fue encontrada desangrada en la habitación de un hotel alojamiento de la ciudad santiagueña de Atamisqui, la familia pide que el crimen sea caratulado como femicidio, y agregaron que la joven fue torturada.

Por el hecho hay un detenido, quien era compañero del colegio de la joven. El sospechoso es hijo de un policía y esto genera miedo en la familia de la víctima, quienes esperan que el caso "no quede en nada".

De acuerdo con lo que contó Yolanda, hermana de Luciana, el brutal ataque comenzó el lunes en horas de la tarde, cuando Sequeira salió en compañía de su prima para hacer unas compras. Antes de ingresar al supermercado, Luciana le dijo que mientras compraba lo que necesitaba, ella aprovecharía para sacar unas fotocopias que necesitaba para el colegio. Sólo tenía que alejarse un par de cuadras hasta una librería. Sin embargo, esa sería la última vez que alguien de su familia la vería con vida.

La familia se enteró de la noticia cuando su hermana ya había sido trasladada al Hospital Regional de la capital de la provincia, donde luego de agonizar por tres días, finalmente falleció. 

"Los médicos nos dijeron que tenía cortes en la vagina, que la quemaron, no saben si con un cigarrillo o con un encendedor y que tenía signos de golpes”, explicó su hermana a medios de Santiago del Estero. Y agregó: “La torturaron. Esto fue un femicidio, no una violación. Desde un principio nos dijeron que no tenía esperanzas de vida, que solo un milagro la podía salvar”.

El lunes pasado Luciana fue encontrada por el encargado del hotel alojamiento, en la habitación con la que había ingresado con el joven,con una hemorragia provocada por un corte que tenía en la zona genital. Además de las quemaduras que tenía en distintas partes del cuerpo.

Según el testimonio que brindó el dueño del lugar, ella ingresó al establecimiento con otro menor de edad, que alrededor de las 20 horas se fue solo, sin decir nada. Eso le llamó la atención. 

"Él dijo que cuando ella se estaba vistiendo empezó a convulsionar, entonces él se asustó y se fue", contó Yolanda de acuerdo a testimonio que habría declarado el chico. Y agregó: "Dicen que son más, pero el por el momento él declaró que estaba solo". 

 

 

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?