Polémica en el Gobierno por radicales que "exageran su cornejismo"

Polémica en el Gobierno por radicales que "exageran su cornejismo"

Un concejal radical colgó carteles en los que se identificaba como parte del "equipo de Cornejo" y recibió críticas. También pasa en la Legislatura: "Hay algunos pelotudos a los que les gusta decir que a Cornejo no le hubiera pasado lo de la minería, pero son los menos", dijo una funcionario.

Juan Carlos Albornoz

Juan Carlos Albornoz

Un concejal de la UCR salió a brindar asesoramiento sobre la implementación de la tarjeta SUBE en Maipú y publicó en las redes sociales fotos y videos de su trabajo. Todo estaba bien con esta tarea, salvo por lo que decía el cartel que colocó en las calles de su departamento para presentarse: "El equipo de Cornejo".

El protagonista de este episodio en el que apareció ninguneado el nuevo gobernador se llama Mauricio Pinti Clop, y además de edil, es esposo de una legisladora radical: la diputada provincial Tamara Salomón.

Pinti Clop publicó la siguiente foto y el video en Facebook para difundir su actividad relacionada al transporte público:

La situación generó cierta polémica en la UCR. En el radicalismo admiten que algunos jóvenes del partido "exageran su cornejismo" y marcan preferencias a favor del ex gobernador que pueden afectar de algún modo a su sucesor, Rodolfo Suarez.

Reconocen también que se han notado conductas de este tipo entre legisladores jóvenes de la UCR. "Hay algunos pelotudos en la Legislatura a los que les gusta decir que a Cornejo no le hubiera pasado lo de la minería, pero son los menos. Le hubiera pasado lo mismo que a Suarez", critican.

La preocupación de los operadores radicales es, obviamente, que el PJ aproveche las fisuras en algún momento. Pero a la vez están confiados en que el oficialismo es sólido y afirman que la relación entre el gobernador y el ex sigue siendo muy buena.

Si bien hay quienes critican que Suarez todavía no imponga una agenda "post-minería" que evite que los propios sigan pensando en el gobernador que se fue, los radicales más comprometidos con la gestión dicen que no existe un conflicto grave en el oficialismo.

Destacan en este sentido que las cámaras y los bloques están dirigidos por dirigentes orgánicos y confiables: Andrés Lombardi y Cecilia Rodríguez en Diputados y Juan Carlos Jaliff y Alejandro Diumenjo en el Senado.

El jefe máximo es el vicegobernador Mario Abed, quien, más allá de cultivar un perfil personalista, ha prometido fidelidad a Suarez  En el oficialismo tienen la esperanza de que Abed mejore la fluidez en la relación entre la Legislatura y el Gobierno.

Cambia Mendoza ostenta la mayoría en las dos cámaras y, al menos hasta ahora, solo desentona con el cuadro general un díscolo que no pertenece a las nuevas generaciones del partido radical: el diputado aliado Jorge Difonso.

El antiminero ex intendente de San Carlos fue importante en el esquema electoral de Cambia Mendoza y, aunque no es radical, supo postularse después de los comicios para un cargo muy ligado a la gestión: presidente de la Cámara de Diputados. Sin embargo, no habló nunca más con el gobernador luego del conflicto de la ley 7722, que los enfrentó duramente.

Difonso tiene un bloque propio (Unión Popular) con otro sancarlino: el diputado Mauricio Torres. Y hoy se siente un líbero que puede tomar distancia de la UCR y que no está obligado a votar las leyes que manda el Gobierno

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?