El brunch se pone de moda y lo podés acompañar con un drink muy especial

El brunch se pone de moda y lo podés acompañar con un drink muy especial

El brunch se instala como una nueva ocasión de consumo entre los argentinos. Este mix de desayuno y almuerzo se alinea con los horarios más flexibles producidos por el masivo home office, y es una opción cada vez más elegida, tanto para preparar en casa como para disfrutar en la vereda de algún bar.

MDZ Divinos

MDZ Divinos

Los cambios en los hábitos de las personas que trajo aparejados la pandemia se manifiestan en prácticamente todos los ámbitos de la vida, social y personal.

Uno de los más evidentes es que la necesidad de trabajar y estudiar desde la casa, desdibujó los horarios establecidos. El tiempo se volvió menos tirano, más flexible. Sobre todo quienes viven en grandes ciudades, acostumbrados a las ¨horas ociosas¨ que lleva el traslado desde la casa hacia el trabajo, se encontraron con tiempo a su favor: las fronteras entre las tradicionales 4 comidas se volvieron más porosas. El brunch se abrió camino frente a la formalidad del almuerzo, apuntalado además por otro cambio que trajo el confinamiento: la revalorización de los comercios de cercanía.

El término Brunch se refiere a la fusión de las dos comidas más ricas del día: el desayuno y el almuerzo (breakfast + lunch). Esta comida se lleva a cabo en ese horario flexible – entre las 11 de la mañana y las 2 de la tarde – en el que morimos de hambre pero no sabemos si desayunar o esperar un poco más para comer una tortilla de papas. En ese caso… aparece el Brunch.

Un maridaje perfecto para la propuesta gastronómica del brunch, tan variada, es el aperitivo anaranjado y refrescante, el Aperol Spritz. El furor naranja es una ola que llega a todos los rincones del país, por lo cual la marca identificó los spots más recomendables por su propuesta brunch en las principales ciudades de Argentina: Mar del Plata, Mendoza, Córdoba y Rosario.

Aperol Spritz es, sin dudas, por su mágico color, por la frescura en sus componentes donde a primera nariz resaltan notas dulces, amigables y frescas; y gracias también, a  las burbujas que lo acompañan; el aperitivo con mayor versatilidad del momento. 

"La idea de elegir un Aperol Spritz con unos huevos revueltos o poche, una tablita de quesos con frutos secos, u ordenar unos crostinis con opciones jugadas de toppings es la gran sugerencia para  esta temporada", describe María Eugenia Loria, sommelier de Santa Almacén, uno de los spots del ciclo #BrunchearSpritz en Mendoza.

No hay una sola fórmula para un buen Brunch; depende de los gustos de cada uno y las preferencias ese mismo día. Se suelen combinar alimentos del desayuno – café, yogur con cereales, tostadas, medialunas, panqueques – con otros del almuerzo como sándwiches, jugos, bruschettas o huevos revueltos. Salado y dulce es la combinación. 

Lo importante es que el Brunch, al representar las dos comidas más importantes del día, contenga alimentos con muchos nutrientes necesarios para atravesar el día con energía. Por eso, siempre es bueno acompañarlo con un jugo de fruta o un plato de frutas, un lácteo y algunos cereales. El huevo es muy utilizado también. Y alguna bebida fresca en los meses de calor es clave.

Empecemos por las bebidas

En el brunch tienen cabida tanto las bebidas habituales del desayuno (café, té, infusiones y jugos), como las relacionadas con una comida, es decir, un aperitivo, vino, champán o incluso un cóctel. Lo recomendable es servir una bebida caliente, un jugo de fruta natural y una bebida refrescante o cóctel. Una opción ideal es un aperitivo fresco, de baja graduación alcohólica, hipnótico desde su profunda tonalidad aranjada: el Aperol Spritz.

¿Qué comemos?

La clave es preparar cosas sencillas. ¿Qué no puede faltar? Ante todo, el huevo, especialmente en su versión benedictinos, revueltos o a la plancha, acompañados de panceta (su version italiana es el guanciale) o salmón, tostadas, pastelería, panes integrales o especiados, algún dulce o mermelada, quesos y algún fiambre.

El pan es otro protagonista del brunch: disponer de gran variedad de panes jugará a favor de la ocasión. 

Por ultimo… ¡la fruta! En todas sus versiones: entera, licuada, en compota, con o sin acompañamiento, en ensalada o en versión smoothie. Las mejores siempre son las de temporada. Y si son orgánicas… ¡punto extra!

Aperol Spritz – La receta

Hielo - Partes iguales de Aperol y Espumante - Golpe de soda - Rodaja de naranja

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?