Doradas y tiernitas: ¿cómo hacer rabas caseras?

Doradas y tiernitas: ¿cómo hacer rabas caseras?

Aunque son sinónimo de vacaciones, las rabas también se pueden hacer de forma casera. Es fácil y para un picoteo nadie se resiste a unas ricas rabas caseras.

Food Lovers

Hacer rabas caseras es mucho más sencillo de lo que se imagina. El principal secreto está en controlar el tiempo de cocción, ya que si se pasan quedan con ese toque “gomoso” que tan molesto resulta al comer. A continuación, te contamos todo lo que necesitarías saber para cocinarlas y no fallar en el intento.

De la mano de la Revista Pronto, compartimos la receta para hacer esta preparación de forma rápida y sencilla, también te compartiremos algunos consejos para que el resultado final sea perfecto.

Fuente: placeralplato.com

¿Qué se necesita para hacer rabas caseras?

Ingredientes. Para que coman unas 4 personas de buen apetito se necesita de:

  •     1 kg. de tubos de calamar (limpios, sin tentáculos, aletas ni piel).
  •     4 huevos.
  •     1 diente de ajo.
  •     1 cucharada de perejil.
  •     300 gr. de harina 0000. 
  •     Sal y pimienta (a gusto personal).
  •     Aceite de girasol (cantidad necesaria).

Rabas caseras: preparación y consejos.

Elaboración.

Una vez que las rabas ya están limpias y rebozadas, su cocción es bastante simple: basta con freír en abundante aceite durante un período preciso de tiempo.

¿De cuánto tiempo se trata? Como máximo 3 minutos. Si se supera este plazo, las rabas quedan gomosas. Por lo tanto, para garantizar que queden tiernas, lo único que hay que hacer es controlar con precisión el tiempo de cocción y retirarlas ni bien se doran.

En cuanto a los secretos a tener en cuenta, los mismos abarcan desde la selección del ingrediente principal hasta su tratamiento.

Para facilitar el proceso, los tubos de calamar ya se pueden comprar limpios. Por lo general vienen precocidos y ya listos para cortar. Sin embargo, hay que revisarlos con atención y confirmar de manera precisa que se encuentran limpios y que no tienen ningún resto de tentáculos, aletas ni piel.

Otro secreto está en el corte. Para que la cocción de las rabas sea exitosa, es importante que los anillos tengan 1 centímetro de espesor.

Por otra parte, en el resultado del sabor final influye mucho el proceso de rebozado. Hay quienes solamente cubren los anillos de calamar con harina.

Otros, en cambio, eligen remojarlos previamente en huevo. Para esto es importante que el huevo esté batido y condimentado con un poco de sal y pimienta.

También se pueden agregar otros ingredientes, como es el caso del ajo y el perejil.

Para que las rabas caseras queden deliciosas, se recomienda hacer la mezcla de huevo y provenzal y dejar los anillos de calamar sumergidos durante aproximadamente 30 minutos.

El resultado final es tan sabroso que difícilmente se extrañen aquellas rabas que se comen en los restaurantes. 

Para dudas, sugerencias de nuevos temas de cocina y comentarios, te invitamos a escribirnos a contacto@mdzol.com y responderemos a la brevedad.
 

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?