Arranca la temporada de repollos: ¿elegís el morado o el blanco?

Arranca la temporada de repollos: ¿elegís el morado o el blanco?

Estamos en temporada de repollos. Aprendé a elegir el correcto, conocé sus propiedades y prepará este producto local como más te guste.

Food Lovers

Las coles se consiguen durante todo el año, pero su mejor momento es el invierno. El repollo es el tipo de col más popular, que se da en muchos lugares del mundo, y en Mendoza particularmente encontramos los mejores entre julio y  septiembre. La variedad es muy amplia. Suelen tener hojas lisas o arrugadas, y también rizadas. Algunos de los tipos de coles son la alargada o picuda, la redonda, la plana, la de savoy, y las pequeñitas de bruselas. Los coliflores son parientes de los repollos, al igual que la col risada o kale, pero de ellos vamos a hablar otro día.

Las repollos más comunes  que solemos ver en las verdulerías locales son el "blanco" (llamado también col holandesa o verdiblanco liso) y el "colorado o morado" (llamado también col de lombarda). Suelen tener precios accesibles, duran muchos días en heladera (guardar envuelta en film o bolsa perforados), y se puede congelar previamente blanqueados. 

Repollo blanco

Su color es entre blanco y verde. Tiene cabeza firme, hojas apretadas corazón sólido, es dulce y se conserva muy bien.

Repollo colorado o morado

Es más dulce que el repollo blanco, con hojas más duras y lleva más tiempo cocinarlo. Al cocinarlo, se recomienda poner jugo de limón o vinagre, para que no pierda su color o se convierta en azul.

Cómo cocinarlo

Se lava, se le quitan las hojas externas, se parte a la mitad, se quita el tronco, y se corta en tiras o se sacan las hojas una a una para utilizarlas de modo envolvente para paquetitos. Su particular aroma, que se percibe más intensamente cuando se la cocina, se debe a sulfuro de dimetilo que contiene (al igual que los espárragos o coliflor). Lo mejor es elegir un tipo de cocción rápido, en vez de hervirla durante mucho tiempo. Mejor freírla o hacerla al vapor, o saltearla al wok, rallada o en tiras.  

Cómo consumirlo

La famosa ensalada coleslaw norteamericana (la clásica lleva repollo blanco, zanahoria, cebolla y mayonesa), y el popular chucrut alemán (fermentado con sal) no son las únicas maneras de consumir repollos. En Rumania suelen rellenarlo con carne de cerdo picada. Otra de las elaboraciones que se han puesto de moda es el kimchi, de origen coreano, que se hace con  jengibre, ajo, chile y sal, y dejando fermentar.

Propiedades nutricionales

Aporta vitaminas del grupo B, C, A, D y E. También calcio, hierro, zinc, potasio, fósforo, magnesio, yodo. Son bajos en calorías, y contienen mucha agua. Al tener mucha fibra suelen saciar y se incluyen en dietas para adelgazar. Tienen efectos diuréticos, por eso suelen recomendarse a enfermos renales o cardíacos. 

Seguinos en nuestras redes y enterate de todas las novedades del mundo de la gastronomía.

Instagram @FoodLoversMDZ     Facebook FoodLovers.MDZ    Twitter @FoodLoversMDZ 

Encuesta

¿Cuál repollo preferís?

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?