¡Quiero cocinar pero no me sale! Tips para medir bien

¡Quiero cocinar pero no me sale! Tips para medir bien

Uno de los motivos por los que esa riquísima receta "no sale" es porque no se miden bien los ingredientes o el tiempo de cocción. Te dejamos algunos consejos y datos de herramientas para que controles todo al detalle.

Food Lovers

¿Qué pasa que no sale esa receta? A veces nos falla y no sabemos por qué. En particular en pastelería las cosas se ponen más difíciles. Eso de medir "a ojo" no funciona. Poner algo al horno y abrir para ver si está "doradito" a veces tampoco funciona.

Uno de los motivos por los que más fallan las recetas es porque no ponemos cuidado en medir cantidades de ingredientes, y por no cuidar bien los tiempos de leudado, reposo, o cocción. 

Es fundamental tener en cuenta proporciones, temperaturas, ingredientes y otros factores. Algunos utensilios pueden ayudar (además de poner mucha atención por supuesto!)

Convertir las medidas que salen en un libro de EEUU o Europa a veces también es complicado, porque usan otros sistemas, por eso es fundamental tener a mano una tabla de conversión. En la última hoja de muchos libros de recetas aparece esta tabla. Si no, es muy fácil... lo buscás en google y listo! Si no mirá este link

LA IMPORTANCIA DE UNA BUENA BALANZA

Parece obvio, pero no lo es. Lo ideal es una balanza que tenga gran capacidad, que pueda medir desde 1 g a 10 k. Por ej nos servirá para una receta de 2  panqueques, o parra pesar varios kilos de fruta para hacer mermelada. Algunas recetas de carnes por ejemplo indican un determinado tiempo de cocción en horno de acuerdo a los kilos que estamos introduciendo. Por eso es importante pesar con exactitud.

Si lo tuyo es la pastelería, sí o sí necesitás exactitud al pesar. Existen balanzas electrónicas que podés medir desde menos de 1 g hasta 3 k. Debe tener función de "tara" para pone en "cero" el medidor con un recipiente. Es decir, pesar solo el ingrediente, sin que tome el peso del bowl por ejemplo.

Hay balanzas que también tienen una función para medir líquidos. Y además ya traen un recipiente que pueda contenerlos, y sirve para leche, cremas, caldos o cualquier ingrediente que tienda a derramarse. 

¿Plástico o acero inoxidable? Lo primero más económico, lo segundo más adecuado para la higiene en la cocina. Cualquiera puede funcionar.

QUÉ USAR PARA MEDIR VOLÚMENES

Leche, agua, jugos, caldos... ¿cómo medirlos adecuadamente? a veces las recetas están expresadas en cm3, ml, l... o también cucharas, tazas y vasos (que pueden variar de tamaño). Lo mejor son los vasos medidores. Vienen de vidrio, plástico y hasta a veces de acero inoxidable. Son más prácticos los transparentes, y mejor si son de vidrios para meter en microondas (además de medir nos permite calentar). Las cucharas medidoras con ml se utilizan mucho para pastelería, son muy útiles.  

Algunas jarras o vasos medidores nos indican también por volumen algunos ingredientes y su convertibilidad en peso (ej. harina, azúcar o arroz). Esta manera de medir estos ingredientes no es tan exacta ni recomendable, es mejor utilizar balanza.

CÓMO MEDIR TEMPERATURA Y TIEMPO

Cocinar de más o de menos tus preparaciones puede representar el fracaso total, por más que hayas sido cuidadoso con la medida de los ingredientes. En una buena cocción influyen dos factores muy importantes: la temperatura y el tiempo.  

Existen termómetros que miden la temperatura de la superficie de los alimentos con un lector láser. Son accesibles y tienen la capacidad de medir de 50 a 500ºC. Caramelo, aceite u otros productos delicados pueden ser salvados gracias a este accesorio.

También existen otros termómetros un poco más "profesionales", como los tipo sonda, para introducir en los alimentos. Algunos tienen un display electrónico. No es lo mismo cuando metemos un cerdo al horno, la temperatura externa que la de parte interior. Y en muchos casos necesitamos que la cocción sea pareja, además de asegurarnos que no nos quede crudo adentro.

Otros termómetros se pueden introducir en el horno, o en una olla hirviendo, son simples y nada caros.

¿Y cómo medir el tiempo? existen multiplicidad de diseños de relojes para cocina. ¿Pero cuál elegir? El celular nos puede ayudar, pero tenerlo en la cocina a veces puede ser peligroso (aunque cada vez vienen más resistentes a los líquidos y al calor).

Hay algunos que son mecánicos tipo "a cuerda". Son menos exactos que los digitales.

Mejor invertir en un timer, que se puede colocar con imán en la heladera o en el extractor por ejemplo. O se pueda apoyar en alguna superficie segura y al a vista. Debe traer cronómetro con alarma. Algunos pueden programarse para que suenen a mitad del tiempo completo, y luego otra vez al final, como para recordar controlar la cocción y evitar arruinar la receta.

 

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?