La declaración más dolorosa de Beatriz Solís sobre "El Buki"

La declaración más dolorosa de Beatriz Solís sobre "El Buki"

Beatriz Solís es la primogénita de Marco Antonio Solís: con lágrimas en los ojos contó cómo fue su realidad y lo agradecida que está de ser quien es.

MDZ Espectáculos

Beatriz Adriana Solís es la hija de Marco Antonio Solís y, con lágrimas en los ojos, reveló detalles dolorosos de su triste y desgarradora historia. También, confesó que se siente agradecida por la oportunidad que la vida le dio de disfrutar de buenos momentos con sus padres. "Que destruyan tu familia es un gran dolor" fue la declaración más dolorosa de Beatriz sobre “El Buki”.

Claramente, no se refirió a él directamente, sino a un pasado que sufrió pero que la hizo más fuerte y más agradecida.

Una declaración dolorosa

Cabe aclarar que Beatriz es la hija mayor que tuvo Marco Antonio Solís junto con la cantante Beatriz Adriana Flores de Saracho.

Sin tabúes, decidió contar con todo el dolor de su alma la verdad sobre su vida. Pero sobre todo, se detuvo en la historia de la relación que tuvo con sus padres durante muchos años.

Beatriz Adriana Solís -en su confesión dolorosa- hizo alusión al dolor más grande que vivió junto a toda su familia. Fue muy cruel todo lo que paso con su hermano Leo.

La joven Beatriz contó que a los 11 años sintió que perdió a su madre, porque tras la muerte de su hermano ya no volvió a ser la misma. Así fue que se alejó de su padre y se fue a una ciudad donde no se sabía nada de ella, donde no conocía a nadie y solamente se sentía perdida.

Ante la enorme tristeza durante años, la hija más grande del cantante reveló que sufre de depresión. Más allá que con los años logró vencerla día a día, aún le sigue afectando.

Sin embargo, es una agradecida por la oportunidad que tuvo de poder abandonar el ego y el rencor. De esa manera es que pudo reconciliarse con su padre y hacer de las suyas juntos.

Tras la declaración más dolorosa de Beatriz Solís sobre "El Buki" lo más hermoso es el mensaje que dejó:

“Romper las cadenas del rencor para que mi padre disfrute de sus nietos, que hagamos juegos y las pláticas largas fue lo mejor que obtuve después de hablar para solucionar nuestros problemas pues me quedó claro que padre y madre, solo uno de cada uno”.

Beatriz tras su declaración dolorosa invitó a que todos abandonen el orgullo, que hablen sobre sus diferencias y saquen todo el amor que tengan guardado porque, sin duda, los problemas de los grandes tarde o temprano terminan repercutiendo en los hijos.

 

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?