Los barras de Boca no pudieron ingresar al estadio de la Liga en Quito

Los integrantes de la barra brava de Boca que viajaron esta semana a Ecuador no pudieron ingresar esta noche al estadio de la Liga Deportiva, en el triunfo del "Xeneize" por 3 a 0 por la Copa Libertadores, debido a que el club de Quito les aplicó el derecho de admisión.

sección deportes

Los barras se quedaron afuera.

Los integrantes de la barra brava de Boca que viajaron esta semana a Ecuador no pudieron ingresar esta noche al estadio de la Liga Deportiva, en el triunfo del "Xeneize" por 3 a 0 por la Copa Libertadores, debido a que el club de Quito les aplicó el derecho de admisión.

Uno de los jefes de la barra, Mauro Martín, intentó ingresar al estadio acompañado de otros tres barras, pero fue interceptado por los controles del club local, quienes les indicaron que no tenían permitido el acceso.

Los otros barras que fueron rechazados en los accesos al estadio son Fernando Alfredo Gatica, Carlos Sebastián Maciel y Mariano Natalio Mantarro.

Unos metros más atrás se encontraba otro de los jefes de "La Doce", Rafael Di Zeo, quien al observar que -tras ser identificados- los otros barras no podían ingresar al estadio, optó por alejarse del lugar.

La lista que usó la seguridad en el estadio. (Publicada en Infobae)

Según informaron fuentes policiales argentinas, junto con Di Zeo estaban Diego Marcelo Rodríguez, Francisco Martín Pérez, Carlos Angel Mazzaro, Ernesto Ariel Rossi y Roberto Joaquín Ibáñez.

Todos ellos regresaron al hotel en donde se alojaron en Quito, agregaron las fuentes, quienes confirmaron que los barras fueron monitoreados todo el tiempo.

A pedido de las autoridades argentinas, según un escrito enviado por el Ministerio de Seguridad, a los barras boquenses les aplicaron el derecho de admisión, única forma de impedir su ingreso.

La ministra Patrcia Bullrich envió ayer un listado a su colega de Ecuador, María Paula Romo con los nombres de los barras de Boca que no pueden entrar a los estadios.

La nota también fue enviada por Bullrich a la Conmebol, pero la entidad sostuvo que no tenía nada que ver con los operativos de seguridad de los partidos de la Copa Libertadores, salvo las finales únicas que se jugarán en cancha neutral.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?