Una triste felicidad: nació su nieta y la conocieron por la ventanilla de un auto

Una triste felicidad: nació su nieta y la conocieron por la ventanilla de un auto

La pandemia trastoca la vida de todos y una joven madre de España registró el momento en que sus padres tuvieron que conocer a su hija recién nacida de pasada, a través de la ventanilla de su auto. "Y no la puedo tocar ni besar, ay que pena Dios mío", dice la abuela al borde las lágrimas.

MDZ Sociedad

MDZ Sociedad

El nacimiento de un niño es motivo de felicidad, de alegría y motivo de acompañamiento y encuentro en cada familia, pero la pandemia de Covid-19 nos ha trastocado tanto la vida y las costumbres, que ahora hasta ese momento tan especial de la vida debe ser vivido de una manera que nos cuesta.

Es que, para preservar la salud, el aislamiento social no permite que nos reunamos y, en consecuencia, que no podamos ver a la criatura ni a los flamantes padres, como le sucedió a una mujer en España que igual se las rebuscó para presentarle su hija a su madre y registrar el momento.

La pequeña India tenía un día de vida cuando Sara, su mamá, aprovechó que sus padres debían salir de su casa para ir al médico y el encuentro sirvió para se enteraran que habían sido abuelos y conocieran a su nieta a través de la ventanilla de un auto. Suena increíble pero es real.

"No me digas. Ay, qué pena Dios mío", dice la abuela de India cuando entiende que la está viendo por primera vez y es a través de la ventanilla del coche. Acto seguido vuelve a lamentarse: "Y no la puedo tocar, ni la puedo besar ni nada de nada", dice casi al borde de las lágrimas.

"No hubo globos ni bombones, no pudiste sentarte a los pies de mi cama para hablar sobre cómo había ido, no tuve tu abrazo, ni ella tuvo tu beso. Me moría de ganas de explicarte que conseguimos ese parto natural que tanto soñaba, quería explicártelo todo, quería que te sintieras orgullosa de mi, tantas veces que te había preguntado, ¿mamá tanto duele? Y siempre me respondías lo mismo, ''mucho, pero ese dolor se olvida'', y ahora que por fin se lo que tú sentiste, no puedo compartirlo contigo como me gustaría", escribió Sara en el posteo de Instagram.

EL VIDEO SE ENCUENTRA A CONTINUACIÓN DE LA FOTO DEL POSTEO

View this post on Instagram

A ti mamu00e1 Me perdonaru00e1s que no te llamara para decirte u201cmamu00e1 nos vamos al hospital, estoy de parto!!!u201d. Sabu00eda que de haberlo hecho te hubieses pasado la noche en vela, du00e1ndole mil vueltas a la cabeza y sufriendo por la situaciu00f3n que podru00edamos estar viviendo en el hospital con la que estu00e1 cayendo, y conociu00e9ndote, seguro que muerta del miedo por nosotras. Perdu00f3name, pero queru00eda evitarte ese mal trago. Mamu00e1 India llegu00f3 al mundo rodeada de amor, pero no hubo visitas, no hubo globos ni bombones, no pudiste sentarte a los pies de mi cama para hablar sobre cu00f3mo habu00eda ido, no tuve tu abrazo, ni ella tuvo tu beso. Me moru00eda de ganas de explicarte que conseguimos ese parto natural que tanto sou00f1aba, queru00eda explicu00e1rtelo todo, queru00eda que te sintieras orgullosa de mi, tantas veces que te habu00eda preguntado, mamu00e1 tanto duele? Y siempre me respondias lo mismo, u201cmucho, pero ese dolor se olvidau201d, y ahora que por fin se lo que tu00fa sentiste, no puedo compartirlo contigo como me gustaru00eda. No has podido tener la foto de esa primera vez con tu nieta en brazos, sigues sin saber cu00f3mo de suave es su piel, ni a que huele, cru00e9eme mamu00e1, esta niu00f1a es de terciopelo. Este virus nos ha robado muchos momentos, por ello quise daros esta sorpresa a la salida del hospital camino a casa. Quise que al menos pudierais conocerla dos minutos, me conformaba con bajarais a vuestra porteru00eda y mostraros a vuestra nieta detru00e1s de esas mascarillas y a travu00e9s de una ventana sin poder tocarla. No puedo veros las caras, pero se que papu00e1 y tu estu00e1is sonriendo, no sois capaces de hablar sin tragar saliva, y las lu00e1grimas en los ojos os delatan. Nunca en la vida me hubiese imaginado que seru00eda asu00ed, nunca en la vida pensu00e9 que algo tan fru00edo pudiera llegar a ser tan sumamente u00edntimo y cercano, he aprendido que los besos y los abrazos tambiu00e9n pueden darse a travu00e9s de la mirada. Mamu00e1 ese abrazo llegaru00e1, y todo lo que estamos viviendo nos serviru00e1 para valorarlo mucho mu00e1s, llegaru00e1 ese beso, esa caricia y podremos llenar nuestra caja de recuerdos de todas esas primeras veces, solo tenemos que esperar un poquito mu00e1s. . . . #nacerenpandemia #covid #partonatural #parirenpandemia #mama #abuela #debalconabalcon

A post shared by saraguchi84 (@saraguchi84) on

"Este virus nos ha robado muchos momentos, por ello quise daros esta sorpresa a la salida del hospital camino a casa. Quise que al menos pudierais conocerla dos minutos, me conformaba con que bajarais a vuestra portería y mostraros a vuestra nieta detrás de esas mascarillas y a través de una ventana sin poder tocarla", expresó con sentimiento la joven madre. 

Finalmente, Sara termina su texto con una promesa a su madre: "Mamá ese abrazo llegará, y todo lo que estamos viviendo nos servirá para valorarlo mucho más, llegará ese beso, esa caricia y podremos llenar nuestra caja de recuerdos de todas esas primeras veces, solo tenemos que esperar un poquito más".

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?