Fotos y videos: Eduardo Hoffmann pintó en vivo sobre una mujer en una impresionante y selecta vernisagge

Fotos y videos: Eduardo Hoffmann pintó en vivo sobre una mujer en una impresionante y selecta vernisagge

MDZ estuvo, en exclusiva, en un petit event que se realizó hace varios días atrás en Entre Cielos, disfrutando del arte de este maestro mendocino que triunfa en el mundo. ¿La perlita? Hubo una modelo y Eduardo pintó en vivo.

Federico Croce

Federico Croce

"Cada vez que vuelvo a Mendoza, mi tierra, siento una profunda emoción. Más con anfitriones extraordinarios como Cecile Adam, Marcelo Pelleriti y su esposa Gabriela", comienza contándonos Eduardo Hoffmann, que hizo un viaje relámpago para mostrar nuevas obras y sorprender en el hotel boutique Entre Cielos.  

"Esta es una muestra que Entre Cielos, Cecile Adam y Javier Segura han preparado hace más de un año. Por supuesto, debido a la pandemia se fue postergando. Finalmente logramos organizarla con muchísimos cuidados y cumpliendo todos los protocolos. Tal es así que mientras yo realizaba la performance artística, nadie podía acercarse", explica Hoffmann a MDZ Sociales, único medio presente.

"Cuando me propusieron pintar en vivo, al principio me costó la idea: me parecía un poco circense, pero luego pensé: '¿Por qué no pasar por la adrenalina de un actor o un músico, que en el escenario tienen ese riesgo de olvidarse la letra o pifiarle a una tecla?'. Así que me pareció un buen desafío".

"Yo venía pintando algunos retratos, de mi mujer sobre todo, y ya creía que había vuelto a la figuración. Fue un buen momento de Javier, una buena idea. Yo en primer momento, decía que no; pero como esto vino de Javier Segura, que tiene mucha luz, me entusiasmé".

Siempre pensé que pintar en vivo es como hacer el amor con la puerta abierta. Cada vez que entra alguien a interrumpirme la labor, salvo que lo adore o sea un niño -por ejemplo un nieto-, no me gusta. Con respecto a las interrupciones, reconozco que soy un miserable con mi tiempo de trabajo: no con lo demás".

Las manos del artista.

La noche anterior había hecho una pintura de Amancio, mi hijo. Iba a repetirlo pero cayó enfermo y entonces me pareció bárbara la actitud de Cecile, que me dijo 'Poso yo'.   

"Como te contaba, venía haciendo unos 20, 30 retratos de Karina, pero al hacerlo en el taller, si te sale mal lo tirás o guardás; si te sale bien, lo lanzás al mundo.  

Hoffmann en plena faena.

A fines de abril entrego un gran proyecto para la India, específicamente para Norman Foster. Foster & partners es uno de los estudios de arquitectura más prestigiosos de Londres y del mundo, y me han pedido un mural de 90 metros cuadrados para un tower office. Tengo además una muestra en Beverly Hills, el 10 de mayo: una galería que inaugura con mi obra. En julio expongo en Bruselas, en una súper galería de arte; y en septiembre estaré inaugurando muestra en Madrid. Contra pestes y mareas, seguiré poniendo la bandera en diferentes lugares", cerró Eduardo.

No te pierdas, a continuación, las instantáneas del selecto grupo que disfrutó de la muestra: 

Christian Tsallis, Juan Minetto y su esposa Celeste, Cecile Adam y Marcelo Mortarotti.

Luisa Yanzón, Gabriela Sánchez Nieto, Flaco Gils y Victoria Bunge.

El maestro Eduardo Hoffmann, en pleno proceso creativo.

Walter Bressia, Eduardo Hoffmann, Javier Segura y Álvaro Bressia.

Richard Bonvin, winemaker de Finca La Anita, y su esposa, Paula Suarez.

Karina Pahissa, Eduardo Hoffmann, Gabriela Nafissi y Marcelo Pelleriti.

Cecile Adam, inmóvil, musa de Hoffmann.

José Montero, Eduardo Hoffmann y Verónica Jorge.

Jean Etienne Beaune, Cecilia Romano y Martín Clément.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?