Un casamiento sorpresa y 13 vestidos icónicos: ¡votá por tu preferido!

Un casamiento sorpresa y 13 vestidos icónicos: ¡votá por tu preferido!

La princesa Beatrice de York se casó en secreto, sin avisar a la prensa y sin demasiada pompa y circunstancia. Nosotros, además de mostrarte su look, recordamos 13 vestidos de novia que quedaron en la historia. ¿Cuál es el mejor? Votá al final de la nota.

Federico Croce

Federico Croce

Beatrice de York y Edoardo Mapelli se transformaron el viernes pasado en esposos. Se casaron por sorpresa, sin avisar, sin invitados ilustres ni cámaras de televisión que captaran todo.

La pareja quiso dar el sí en la más estricta intimidad y respetando las medidas de seguridad e higiene impuestas a raíz de la pandemia del coronavirus, que loas obligó a posponer su enlace, previsto en un principio para el 29 de mayo.

En honor a este matrimonio, en MDZ Sociales recordamos 13 icónicos vestidos de novia de la realeza. Al final de la nota, votá por tu preferido.

El Príncipe Harry de Inglaterra y Meghan Markle

Meghan Markle, con un vestido de Givenchy, no pudo verse más impresionante. Cuando la actriz de televisión estadounidense dijo "Sí, quiero" al Príncipe Harry, se convirtió oficialmente en la Duquesa de Sussex.

La princesa Hajah Hafizah Sururul Bolkiah y Pengiran Haji Muhammad Ruzaini de Brunei

La princesa Hajah es hija de uno de los hombres más ricos del mundo, el Sultán de Brunei. Así que sí, su vestido era elaborado. Uno solo puede imaginar el gasto y el nivel de detalle que incluyó esta pieza, pero ciertamente es todo lo que se espera para un miembro de la realeza.

El príncipe Pavlos de Grecia y Marie Chantal Miller

Marie-Chantal le pidió a Valentino que le hiciera un vestido de novia de seda con incrustaciones de perlas, que tenía un impresionante tren de encaje Chantilly de 4,5 metros. No es una sorpresa que haya costado $ 225,000 y haya sido creado por veinticinco personas, ¿verdad?

El príncipe Abdullah y Rania de Jordania

¿Se puede decir impresionante? Entonces, Rania Yassin, de 22 años, llevaba un vestido de manga corta de Bruce Oldfield el día de su boda, que estaba adornado con ricos bordados de oro. ¡Sus zapatos incluso combinaban! Ah, y por cierto, se convirtió en reina.

El príncipe Carlos Felipe de Suecia y Sofia Hellqvist

La ex estrella de reality TV Sofia Hellqvist se casó con el príncipe Carlos Felipe en un vestido de Ida Sjöstedt que era de encaje hecho a mano por José María Ruiz. Emparejó el vestido con una tiara que le regaló el rey Carlos Gustavo y la reina Silvia. Y a vos... ¿qué te dio tu suegra el día de tu boda?

El príncipe Guillermo Alejandro de Holanda y Máxima Zorreguieta

Máxima lució el día de su casamiento un vestido nupcial color marfil obra de Valentino. De ajustadas mangas largas y cuello redondeado, esta creación del famoso diseñador italiano ofreció dos aplicaciones de encaje bordadas a ambos lados de la falda. La tiara de estrellas que llevó fue la misma que portó en su cabeza la reina Beatriz cuando contrajo matrimonio con el príncipe Claus.

El príncipe William de Inglaterra y Catherine Middleton

Kate Middleton llevaba un vestido de Alexander McQueen durante su boda con el Príncipe William, que fue bordado por la Royal School of Needlework. Según los informes, el equipo cada 30 minutos mientras bordaba el vestido, debía reportar como iba el trabajo.

El príncipe Rainiero de Mónaco y Grace Kelly

Grace Kelly llevaba un vestido de manga larga hecho por la diseñadora de vestuario para las estrellas, Helen Rose. Estaba confeccionado por "25 yardas de tafetán pesado, 25 yardas de tafetán de seda, 100 yardas de red de seda y 300 yardas de encaje", y presentaba un cuello alto modesto. El diseño, junto a la belleza de Grace, se han convertido en una de las imágenes fashion más idolatradas de todos los tiempos: así de icónico es.

El príncipe Carlos de Inglaterra y Lady Di

La princesa Diana llevaba un traje de novia de David y Elizabeth Emanuel alucinante. Todavía hoy se habla de las mangas del traje, que fueron consideradas épicas. Por cierto, el vestido tenía 10,000 perlas y un tren de 25 pies.

La princesa Carolina de Mónaco y Philippe Junot

La princesa Carolina (hija de Grace Kelly) llevaba el día de su casamiento un hermoso vestido absolutamente típico de los años 70 con una corona floral que adornaba su cabeza.

El príncipe Felipe de España y Letizia Ortiz

Letizia Ortiz optó por un vestido moderno con cuello de Manuel Pertegaz, y sí, tenía un tren de 14 pies. El conjunto recibió un toque clásico con un velo de seda y una tiara de diamantes (la misma que llevaba la madre del príncipe, la reina Sofía, cuando se casó con el rey Juan Carlos).

La princesa Victoria de Suecia y Daniel Westling

La princesa Victoria cautivó con un satén Pär Engsheden para el día de su boda, que presentaba un tren de 5 metros y un cuello de barco fuera del hombro. Pero su tiara fue el verdadero espectáculo: una corona que su madre, la Reina Silvia, lució durante su propia boda. Por cierto, Victoria se casó con su entrenador.

El príncipe Guillermo de Luxemburgo y Stephanie de Lannoy

Stephanie de Lannoy era impresionante en un marfil Elie Saab, con un tren de 13 pies y un velo de tul. Elie Saab es conocido por sus vestidos románticos, por lo que esta fue una elección perfecta por parte de la novia.

 

Encuesta

¿Cuál es la "royaltie" mejor vestida?

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?