Esta es la princesa ilegítima que logró que la reconocieran y doblegó a una corona europea

Esta es la princesa ilegítima que logró que la reconocieran y doblegó a una corona europea

El rey emérito y su esposa, Paola de Bélgica, recibieron a Delfina en Belvedere.

MDZ Sociales

MDZ Sociales

La princesa ilegítima de Bélgica tuvo una reunión, en la que por supuesto se incluyó la distancia social, de 'perdón, curación y reconciliación' con su padre, el rey Alberto y su esposa por primera vez desde que ganó la batalla legal para ser aceptada como su hija.

Delphine de Saxe-Cobourg conoció a su ex rey padre Alberto II y a su esposa, la reina Paola, por primera vez desde su batalla legal para ser aceptada como su hija en su casa en Castle Belvédère, en Laeken, el domingo pasado. Como se ve en una de las fotos compartidas, los tres se sentaron frente a una chimenea con galletas -que no fueron tocadas- sobre la mesa.

El Rey Felipe de Bélgica también fue de la partida. Fue una importante reunión porque la una vez secreta princesa de Bélgica ha conocido al ex rey Alberto por primera vez desde su batalla legal para ser aceptada como su hija. La reunión fue descrita por el palacio como un momento de "perdón, curación y reconciliación" después de la larga batalla judicial.

La princesa Delphine, de 52 años, fue reconocida oficialmente como la hija del ex rey de Bélgica el 1 de octubre, algo que el anciano monarca había luchado con uñas y dientes por evitar desde que los rumores de paternidad se hicieron públicos en 1998. Delphine había revelado a principios de este mes que habló por última vez con Albert en 2001 y dijo en ese momento que "no esperaba nada más".

Una declaración conjunta que emitieron luego del meeting decía: “El domingo 25 de octubre se inició un nuevo capítulo, rico en emoción, tranquilidad, comprensión y esperanza. Durante nuestro encuentro en el Castillo Belvédère, cada uno de nosotros, con serenidad y empatía, logró expresar sus sentimientos y experiencias. Después del alboroto, el sufrimiento y las heridas, ha llegado el momento del perdón, la curación y la reconciliación. Juntos hemos decidido seguir este nuevo camino. Esto requerirá paciencia y esfuerzo, pero estamos decididos. Este es el primer paso en un camino que desde ahora andaremos en paz". Las palabras fueron rubricadas con el nombre de los tres participantes ambos: Delphine, Paola y Albert.

Delphine, luego de ser reconocida.

La flamante princesa conoció a su medio hermano, el rey Felipe, por primera vez a principios de este mes. El monarca dijo que fue una 'reunión cálida' que tuvo lugar en el Castillo de Laeken el viernes 9 de octubre. La artista, ahora Princess Delphine, de 52 años, antes conocida como Delphine Boël, es el resultado de un romance que duró 18 años entre el ex monarca, de 86 años, y la aristócrata belga Sybille de Selys Longchamps, de 79, que comenzó en la década de 1960. En una declaración conjunta compartida en la página de Facebook de la familia real belga, Philippe, de 60 años, y Delphine, que compartieron una fotografía de ellos socialmente distanciados, dijeron: "Esta conversación extensa y especial nos dio la oportunidad de conocernos. Hemos hablado de nuestras propias vidas y de nuestros intereses comunes. Este vínculo se desarrollará aún más en el contexto familiar".

Su unión fue recibida con alegría por los fanáticos de la realeza, y muchos belgas elogiaron al rey Felipe por su gesto "conmovedor". Uno comentó: '¡¡Gran respeto por el rey Felipe por este profundo gesto humano hacia su media hermana !! ¡¡Hermoso!!'. "¡Felicitaciones por este cálido gesto humano!", otro escribió. "Realmente es una señal fuerte. Esta es la actitud de un Príncipe comprometido y confiado que también convierte su mensaje social en acciones. Un ejemplo. ¡Felicidades!", siguió un tercero. Y otro dijo efusivamente: '¡Fantástico! ¡Qué bueno del Rey! ¿Qué tiene que tenga una media hermana nueva? Exactamente: ¡no pasa nada! Felicitaciones.

Hablando después de que un tribunal la reconoció oficialmente el 1 de octubre, Delphine dijo que su batalla para ser reconocida como miembro de la realeza no se trataba de dinero o estatus. Explicó que el marido de su madre, el rico industrial y aristócrata Jacques Boel, es "mucho más rico que la familia real". Delphine también reveló que no usará el prefijo 'Su Alteza Real', y agregó: 'Solo quería ser igual que mi hermano y mi hermana'. Ella le dijo al programa de radio belga Matin Premiere: 'Siento que tengo derecho a existir. No existir en la familia real sino con mi verdadera identidad. Mi decisión de pedir ayuda a través de la ley, siento hoy que fue lo correcto. El sistema judicial dijo que tenía razón y que tenía derecho a reclamar'.

Se cree que el supuesto romance entre Alberto II y Sybille de Selys Longchamps comenzó en 1966 cuando Alberto aún no era rey, pero estaba casado con la aristócrata italiana y más tarde reina, Donna Paola Ruffo di Calabria, con quien se unió en 1959. La pareja vivió separada durante gran parte de su matrimonio temprano, en medio de rumores de que a ella no le gustaba vivir en Bélgica, ya que lo encontraba demasiado frío y lluvioso. Delphine nació en 1968 y se cree que la aventura terminó en 1984. Los otros hijos de Albert, Philippe, quien asumió el trono después de la abdicación de Albert, la princesa Astrid y el príncipe Laurent, nacieron en 1960, 1962 y 1963, respectivamente. Alberto ascendió al trono en 1993, tras la muerte de su hermano mayor, el rey Balduino, por insuficiencia cardíaca. Delphine, una aristócrata por derecho propio y una artista, dijo por primera vez en 1999 que creía que era la hija de Albert. Su declaración se hizo poco después de la publicación de una biografía no oficial de la reina Paola que aludía a un romance que tuvo el rey y que produjo un hijo.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?