Memorándum con Irán

Tras ser sobreseída, Cristina Fernández de Kirchner le hará un particular pedido al Estado

Cristina Fernández de Kirchner y todos los imputados por el Memorándum con Irán fueron sobreseídos ayer. El analista político, Paulino Rodrigues, detalló "curiosidades" del fallo y dijo por qué entiende él que la vicepresidente pedirá un resarcimiento económico.

MDZ Radio
MDZ Radio viernes, 8 de octubre de 2021 · 17:43 hs
Tras ser sobreseída, Cristina Fernández de Kirchner le hará un particular pedido al Estado
Cristina Fernández de Kirchner fue sobreseída en la causa por el Memorándum con Irán.

El Tribunal Oral Federal 8 sobreseyó este jueves a todos los imputados en la causa por la firma del Memorándum con Irán, entre los que se encuentra la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner. Luego, Oscar Parrilli dijo que "ahora van a presentar una demanda por mancillar el buen nombre de tanta gente". Paulino Rodrigues, politólogo de MDZ Radio, analizó el fallo.

Aquí los puntos más importantes de su columna en MDZ Radio:

  • Fue una decisión judicial inesperada, con mucho timing político, porque se da casi en simultáneo del partido de Argentina con Paraguay, en la antesala de un fin de semana extra largo, donde la gente está en otra cosa, en medio de los cuestionamientos al acto y la clausura de la cancha de Nueva Chicago, con el presidente y el oficialismo puesto en campaña y volviendo a los actos multitudinarios. Eso ya es una alarma.
  • El contenido del fallo sería irresponsable, sin leer la causa en la profundidad que implica, calificarlo como bochornoso. Pero sí cuando menos tiene muchos interrogantes. Primero, porque todo hacía pensar que ya estaba presto para ir a juicio oral y público, pero se da un sobreseimiento sin juicio, lo que implica la inexistencia de delito. Siendo que hasta acá todos teníamos la percepción de que el pacto había implicado un error político, tenía consecuencias inconstitucionales que la propia Justicia dijo que eran inconstitucionales porque delegaba soberanía territorial para juzgar a los responsables del atentado a la embajada de la Amia (iban a tener un juicio en el exterior). A eso algunos le agregaron una tercera dimensión, Nisman, que era la de encubrimiento y delito penal. El propio Alberto Fernández dijo en 2015 que Cristina Fernández de Kirchner había intentado, con la aprobación del Congreso de ese acuerdo, blindarse ante la comisión de un delito.
  • En el fallo hay dos frases que me parecen relevantes. Una en la página 382 y otra en la 343, que son reveladoras: "Ninguna de las acciones que han sido observadas han alcanzado el umbral mínimamente exigido desde la dimensión del ilícito". O sea, el tribunal entiende que no hay ninguna acción de los funcionarios de entonces que implique la sospecha necesaria de que hubo un delito. 
  • La otra: "Las autoridades imputadas se ajustaron estrictamente al marco normativo y por ende cumplieron con su rol, de tal manera no se advierte comportamiento con relevancia jurídico penal desde la perspectiva analítica de la teoría del delito". ¿Saben cuál es la materia que dicta Alberto Fernández en la Universidad? Teoría del delito. Me resultó curioso cuando encontré ese argumento.
  • Se revalidó la idea de hubo un error político, a todas luces un acuerdo inconstitucional, restaba dilucidar si penalmente eso era imputable. Todo hacía pensar que se iba a resolver ante un Tribunal, no quedaba margen para que no se haga un juicio. De allí la enorme sorpresa de que haya un sobreseimiento sin un juicio. Todo estaba presto para...
  • En principio, la Justicia dijo que no hay umbral para analizar esto como delito y por lo tanto cabe sobreseer a todo el mundo. ¿Qué dice Oscar Parrilli ante ello? Recoge el guante y dice que ahora van a presentar una demanda por mancillar el buen nombre de tanta gente y va a pedir un resarcimiento, ¿a quién? al mismo Estado.
  • Parrilli en realidad está hablando por Cristina Fernández de Kirchner. Ella no quiere el sobreseimiento y punto, sino la reivindicación: el sobreseimiento con castigo a los que la imputaron, le hicieron daño y resarcimiento por mancillar el buen nombre de Cristina Fernández de Kirchner. Por eso, ella dice ante el Tribunal en la primera aparición, ya con poder y como vicepresidente levantando el dedo: "A mi la historia ya me juzgó.
Archivado en