¿Fuiste a Saudades? ¡Volvamos juntos!

¿Fuiste a Saudades? ¡Volvamos juntos!

Nuestro musicalizador continúa compartiendo anécdotas de la época dorada de la noche mendocina. Hoy, Saudades.

MDZ Radio

MDZ Radio

En otra nostálgica de la noche mendocina, nuestro musicalizador, el DJ Ricardo Guerrero, nos llevó a Saudades. Si estuviste ahí, recordá con nosotros esos momentos. Así nos relata aquellas fiestas Guerrero:

Dentro del equipo de personas que trabajan en un boliche, además del DJ, los guardias y los RRPP, existe el que para mí es el más importante: el encargado o gerente.

Esa figura es la de quien tiene que defender los intereses del dueño del boliche y mediar con el público. Debe estar atento a cada detalle, ser exigente con el cumplimiento de las tareas de sus empleados y ser amigo de los clientes, pero a la hora de pagar, tiene que hacer todo lo posible para que esto suceda.

Como si aquello fuese poco, de cara al interior del boliche, tiene que estar atento al stock de la barra, la limpieza del local, el tipo de música que selecciona el DJ, arreglar o suplantar algún equipo que se rompe. También debe poner el ojo en la cantidad de público que hay en la pista. Realmente su tarea es enorme y en muchos casos depende del él el éxito del negocio.

Si en Mendoza hablamos de un encargado de boliche, a todos se nos viene a la mente el nombre de Eugenio Atienza, quien fue durante muchos años el que cumplió esa función en Saudades.

Eugenio era como un hermano mayor para todos: te recibía con los brazos abiertos cuando la entrada estaba por calle Barraquero y te acompañaba hasta la caja. Si no te alcazaba el dinero, te decía: “No hay problema, pasá mañana y me lo dejas” y así era. De lo contrario, no podías volver a entrar

En muchas oportunidades, a los “clientes habitué” se les pasaba la mano con el consumo y les recibía el reloj, un estéreo y hasta una rueda de auxilio en garantía de que volvieran para cancelar su deuda.

Atienza sabía estar atento a cada detalle, incluso conocía cuál era el trago que se pedía cada uno y el paladar de sus visitantes. Cuentan que una vez hicieron una apuesta entre él y el bartender: el encargado de barra dijo que iba a engañar a uno de sus más fieles clientes, dueño de una compañía de seguros muy famosa, sirviéndole un whisky que no era el que pedía siempre y que no lo notaría. Eugenio aseguró que su cliente lo descubriría de inmediato. Ni bien le sirvieron el trago al empresario, con sólo mirarlo les dijo: “Cambiame este veneno, poneme un Chivas”.

Saudades pertenecía a tres grandes personas, el "Chono" Balbi, "Moncho" Norton y Jaime Viñuela. Era obligado llegar al boliche y pasar a saludarlos.

Para los que fuimos en los ochenta no podemos olvidar la pasarela donde bailaban las chicas más top y la palmera de cobre, ¡Cuántos nos habremos puesto de novios ahí! sentados en el cantero de esa planta. 

El bartender, conocido por todos era “el viejo Juan Carlos”. Nunca supimos su apellido.

El boliche lo diseñó Ricardo Crespo. La inauguración fue en 1978. Me cuenta Beto Adaro, quien fuera junto con el Flaco Rincón, de los primeros DJ de Saudades, que esa primera etapa fue tremenda: vinieron Juan Marcelo Bravo, Dee Jeey (de la primera disco de Argentina, Experiment), Julio Tretes y Deepe (DJ americano).

Éstos son los temas con los que se inauguró esa noche:

John Paul Young - Love Is In The Air (1978)

 

Mac Carturk Park Donna Sumer

Patrick Juvet I love America

Saturday Night Fever - John Travolta - Bee Gees

Después con el tiempo pasaron por las bandejas Fabián Calle, Turco Paz, Oscar Cazzanelli, Fede Guiñazú, Pollo Carmona, Daniel Bustamante y Roberto Cervantes, entre otros.

Saudades era como nuestra segunda casa, vos llegabas y te encontrabas con todos tus amigos. Entraban unas 300 personas y lo mejor era cuando lograbas irte al primer piso, donde estaban los reservados.

Este boliche era el lugar obligado para las delegaciones de porteñas que venían a Mendoza. Nos pasábamos de lunes a sábado en el boliche.

Luego vino Alberto Beato, con un ciclo que se llamaba “Los Amigos de Michael Jackson”. Se juntaban en la puerta un montón de chicos vestidos como el rey del pop, esperando para entrar al concurso, que luego era televisado.

Lamentablemente no he podido conseguir fotos, si alguien tiene alguna le pido, por favor, que me la haga llegar a la radio.

Saudades duró muchos años, muchas etapas de la música. Por eso le pedí a Beto Adaro, Turco Paz y Daniel Bustamante que me pasaran una lista de canciones para que suenen este domingo en MDZ Radio desde las 15 hs. Pero si no lo podés escuchar en vivo, también te dejo este enlace.

Sin duda la mejor época de la música: Saudades.

 

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?