Consecuencias de la desatención en Salud Mental durante la pandemia

Consecuencias de la desatención en Salud Mental durante la pandemia

La desatención en salud mental está haciendo estragos en las poblaciones. En Argentina hay una ley de avanzada que se aprobó hace diez años y aún no termina de efectivizarse en todo el territorio. Las consecuencias de no asistir a tiempo, pueden ser a muy largo plazo.

Victoria Chales

Victoria Chales

A principios de esta semana se daba a conocer un sondeo que realizó la Organización Mundial de la Salud (OMS) sobre salud mental. En el esfuerzo de combatir la COVID-19, sólo el 17% de los 130 países encuestados ha destinado el presupuesto que estaba asignado a este tipo de atención. 

El próximo sábado 10 de Octubre se celebra el día mundial de la salud mental. Alrededor de esta fecha la OMS ha organizado una serie de actividades destinadas a la promoción de la inversión gubernamental en el área.

Aseguran los especialistas que el coronavirus ha interrumpido la atención a la salud mental cuando más se necesita. El director, Tedros Adhanom Ghebreyesus le ha pedido a los líderes mundiales que retomen este servicio, ya que afecta en un 70% a los niños, adolescentes y adultos mayores.

Desde MDZ Radio decidimos indagar sobre la situación en nuestro país que tiene hace 10 años una Ley de salud mental de avanzada que al parecer no se ha aplicado como debería. El Lic. en Psicología, Pedro Piemontesi nos habla de las herramientas que habilitó esa legislación y que hoy, siendo tan urgentes, no llegan a ejecutarse.

Antes la salud mental estaba restringida a la atención psicológica o psiquiátrica de las personas. A partir del 2010, con la Ley 26.657 de Salud mental se establece un concepto más amplio que abarca transversalmente distintas actividades del individuo en sociedad como la educación, el trabajo o el desarrollo comunitario.

Durante estos casi siete meses de pandemia, trastornos como la depresión crónica o refractaria, el consumo de alcohol y estupefacientes y todos aquellos que derivan de la soledad o el aislamiento como la dificultad de adaptarse a su medio, se han incrementado notoriamente. Por eso, es tan importante la inversión en programas que ejecuten la visión interdisciplinaria que propone la ley que ya tenemos. Según el psicoterapeuta es fundamental que frente a una situación novedosa como la pandemia, es urgente que el enfoque en salud mental no se protocolice para todo un país, si no que atienda a las diferencias regionales, sociales y culturales.

¿Cuáles son las consecuencias de que no se cumpla con la ley de salud mental?

La salud mental abarca una amplia gama de actividades directa o indirectamente relacionadas con el componente de bienestar mental incluido en la definición de salud que da la OMS: "un estado de completo bienestar físico, mental y social, y no solamente la ausencia de afecciones o enfermedades". Por eso, se la conoció como la ley de desmanicomización, ya que proponía realizar un abordaje interdisciplinario y sumarlo en la atención en hospitales generales.

A pesar de los grandes avances que propone la legislación, cada provincia debe adherir con una adaptación provincial. Esto no sucedió. Como contempla los caracteres regionales, cada jurisdicción debe crear a partir de una legislación propia, un órgano de revisión que aborde la idiosincrasia se ese lugar en particular. "Preocupa que en Mendoza sólo cuente con media sanción porque las prácticas tienen que ser permanentemente revisadas tanto en lo público como en lo privado" asegura Piemontesi. 

En nuestra provincia se firmó en marzo del 2019 se firmó un convenio de colaboración entre el Ministerio de Salud y el director de Salud Mental de la Nación, para fortalecer la Red de Atención Primaria en Salud Mental. Aunque se presentó un robusto plan de trabajo para implementar de manera efectiva la legislación, el avance ha sido bastante menor.

Desde la Dirección de Salud Mental y Adicciones del Ministerio de Salud de la provincia aseguran que la demanda en estos meses de atención se ha desbordado. Aunque tienen disponible una línea telefónica ( 0800-800 COVID) las 24hs, esto no parece ser suficiente. Aún las 90 camas en hospitales generales que se sumaron a partir del convenio arriba mencionado, se han reducido.

Algunos de los problemas de salud mental que se manifestaron durante esta pandemia podrían tener consecuencias a largo plazo. Se observan trastornos de ansiedad generalizada, insomnio, depresiones enmascaradas o refractarias que son de difícil abordaje. "Todo aquello que no se atiende a tiempo pasa a ser de algo no urgente a una situación crónica de difícil abordaje".

Escuchá la nota completa acá.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?