Se calienta el debate: visiones contrapuestas sobre la prisión perpetua

Se calienta el debate: visiones contrapuestas sobre la prisión perpetua

Hicimos un debate con una filósofa y víctima de la inseguridad, quien está a favor de la presión perpetua, y una abogada garantista, que se mostró en contra. En esta nota, las principales ideas sobre sus posturas.

MDZ Radio

MDZ Radio

En el programa No Tan Millennials, propusimos un debate con las diferentes posturas en torno a la prisión perpetua. Hablamos con Diana Cohen de Agrest, filósofa y presidente de Usina de Justicia, su hijo fue asesinado en una entradera en 2011, quien está a favor de la prisión perpetua, y con la abogada garantista Viviana Beigel, quien se muestra en contra.

En relación a su terrible pérdida, Cohen de Agrest dijo que "vivimos en un Estado de Derecho y este tema debe ir más allá de la venganza privada y se debe pensar desde los caños de la Constitución Nacional". En ese sentido, aseguró que "la pena perpetua debe existir porque en la Constitución no se prohíbe, en el artículo 18 dice que deben haber cárceles sanas y limpias, pero no se alude a que no se debe aplicar la prisión perpetua". Por eso, se preguntó ¿cómo puede ser que en los juicios por jurado nos atengamos a la Constitución de 1853 y para la liberación de los delincuentes nos ceñimos a la del 94?. 

Mencionó también que la Constitución nacional coexiste con el Código Penal y señaló que éste aún sigue teniendo en cuenta el sentido retributivo de la pena. "Se castiga por las consecuencias y por la ofensa cometida", explicó la filósofa. 

Beigel coincidió con Cohen sobre el Estado de Derecho y en que la Constitución Nacional tampoco refiere a la prisión perpetua ni la prohíben los tratados internacionales sobre los derechos humanos. "No la considero inconstitucional". Sin embargo, dijo que "sí me parece es que esa pena no se puede eximir del marco normativo en el cual se ejecuta".

También en referencia al artículo 18 de la Constitución, Beigel mencionó que se "establece cuál es el fin de la pena, la cual no puede ser para castigo ni para mortificar a la persona". En ese sentido, expresó que estaríamos en una pena que se va a ejecutar hasta la muerte. "Me parece que eso es una mortificación, deshumaniza y no ayuda a que nuestra sociedad tenga mayor seguridad".

"Los discursos del odio y de la venganza, que hacen creer que una persona que es condenada hasta los 70 años promedio, va a reparar el daño que generó, yo creo que no se ajustan a la realidad", concluyó Beigel. Por esto, para la abogada garantista, "con la pena se busca que quienes son condenados puedan reinsertarse y no en que salgan más violentos de lo que ingresaron".

En este enlace, el debate completo.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?