Rutinas dañinas

Los hábitos que aceleran el envejecimiento

Puedes evitar el envejecimiento prematuro si no caes en estas prácticas

MDZ Estar Mejor
MDZ Estar Mejor viernes, 21 de junio de 2024 · 21:46 hs
Los hábitos que aceleran el envejecimiento
El envejecimiento prematuro se produce por algunos malos hábitos Foto: Shutterstock

A medida que pasan los años nos vamos poniendo más viejos, y aunque este es un proceso natural e inevitable, existen hábitos que aceleran el envejecimiento, aunque no ocurre a la misma velocidad, ya que dos personas pueden tener la misma edad cronológica pero distintas edades biológicas.

En ese sentido, cabe aclarar que la edad cronológica es la que está en tu documento de identidad, la biológica es la de células de tu cuerpo. Estas células envejecen por distintos motivos, uno de ellos es cuando el ADN, que es el que rige su funcionamiento, está dañado y trabajan de manera defectuosa.

Fumar es un hábito que acelera el envejecimiento. Foto: Shutterstock

Es por ello que existen hábitos que dañan las células acelerando su envejecimiento, como por ejemplo, fumar. El humo del cigarrillo contiene sustancias tóxicas que producen estrés oxidativo, que son radicales libres que dañan las células y el ADN.

Otros de los motivos por lo que se envejece aceleradamente es el estrés crónico que eleva los niveles de cortisol afectando a las mitocondrias y acorta los telómeros, que son las terminaciones de las cadenas de ADN que las protegen del daño.

Exponerse al sol por tiempos prolongados daña las células de la piel provocando el envejecimiento prematuro. Foto: Shutterstock

Por otro lado, exponerse constantemente por tiempos prolongados al sol hace que los rayos ultravioletas produzcan estrés oxidativo en las células de la piel, lo que hace que la piel envejezca con aceleración. Asimismo, el sedentarismo es otro hábito que provoca el envejecimiento prematuro, además de desarrollar otras enfermedades como la obesidad, la diabetes, las enfermedades cardiovasculares, enfermedades de las articulaciones y los huesos, trastornos del sueño y trastornos psicológicos.

Por último, el sueño alterado contribuye al envejecimiento acelerado ya que cuando dormimos profundamente nuestro cuerpo repara los tejidos dañados y sin no descansamos bien, las células dañadas se acumulan y se envejece con mayor rapidez.

Archivado en