El pasado duro y desconocido de Jared Leto

El pasado duro y desconocido de Jared Leto

El actor habló en muy pocas oportunidades sobre su pasado pero cuando lo hizo fue muy sincero.

MDZ Entretenimiento

MDZ Entretenimiento

Ya pasaron 20 años desde que Jared Leto debutó como actor. Sus primeras interpretaciones las hizo en televisión en 1992 y su gran debut cinematográfico llegó tres años después, con la película Donde reside el amor en la que compartió elenco con Winona Ryder.

Además de tener una capacidad única para ponerse al frente de cualquier desafío, y de ser merecedor de grandes reconocimientos como un Óscar, un Globo de Oro y un SAG, tiene un gran talento para su otra pasión, la música, siendo fundado de la banda de rock alternativo 30 Seconds to Mars.

Jared Leto de chico con su mamá.

Aunque su carrera es muy exitosa, los primeros años de vida de Jared Leto no fueron tan agradables. En su infancia fue educado en una comuna hippie, y luego criado por una mujer que afortunadamente lo sacó de la pobreza, porque siempre consideró que el único futuro que tenía en su vida era ser artista o vendedor de drogas.

En una oportunidad muy especial para él, cuando ganó el Óscar en 2014, se refirió por única vez a su madre y emocionó a todos: “En 1971, en Luisiana, una adolescente estaba embarazada y había abandonado la secundaria. Era una madre soltera, pero de una forma u otra consiguió una mejor vida para ella y sus hijos. Esa chica es mi madre y está aquí esta noche. Te amo y gracias por enseñarme a soñar”.

Lo cierto es que Jared Leto fue abandonado por su padre, el cual se suicidó cuando él tenía tan solo ocho años. Por ese motivo pasó por varios estados del país y varios colegios, dependiendo siempre de la ayuda del Gobierno para comer. Además, durante un tiempo terminaron todos viviendo en un auto porque no tenían un techo donde pasar la noche.

Pero fue su madre la que se esforzó por darle esperanzas y un futuro. Ella se casó años después con un médico de apellido Leto que los adoptó como hijos y les dio estabilidad. Sin embargo esa relación duró dos años y el actor se distanció del hombre que los impulsó a tener sus primeros instrumentos musicales y a involucrarse en la música.

Jared con su mamá y su hermano.

Junto con todo eso, lo que más lo marcó en su infancia es que, a diferencia de los otros niños y adolescentes, él “estaba demasiado ocupado tomando drogas, que era una especie de deporte”. A su vez, a los 12 años ya estaba trabajando para ayudar en casa, lo que no le dejaba mucho tiempo libre para divertirse.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?