Canal de Suez: la estrategia alternativa para desencallar el barco

Canal de Suez: la estrategia alternativa para desencallar el barco

Si la llegada de más remolcadores y la marea alta no logran su objetivo, las autoridades ya están pensando en un plan alternativo.

BBC News Mundo

Más remolcadores y la ayuda de la marea alta.

De momento esta es la estrategia principal para desencallar el barco carguero que desde el martes está varado bloqueando el Canal de Suez, una de las rutas comerciales más importantes del mundo.

Este domingo las excavadoras siguieron con su esfuerzo de dragar el canal por debajo del barco para poder liberarlo.

Mientras, está prevista la llegada de más remolcadores para tratar de aprovechar la marea alta de estos días.

Pero si eso falla, hay plan alternativo.

El presidente de Egipto, Abdel Fattah al-Sisi, ya ordenó los preparativos para una posible retirada de parte de los 18.300 contenedores, según dijo el titular de la Autoridad del Canal de Suez (ACS), Osama Rabie, a medios egipcios.

Pero cualquier operación para aligerar el peso del barco no empezaría hasta este lunes pues se quiere hacer un último intento con los remolcadores antes de que la marea retroceda esta próxima semana.

El Ever Given, de 400 metros de largo, quedó varado en diagonal en el Canal por culpa de los fuertes vientos y ha bloqueado el paso por la ruta más corta existente entre Europa y Asia.

Al menos 369 embarcaciones están esperando para pasar, incluidos cargueros con contenedores y tanqueros de petróleo y gas natural.

Un proceso largo y complejo

Trabajadores de la ACS y un equipo holandés están sopesando cuánto poder de remolque se puede usar sin dañar el carguero y si es necesario retirar contenedores con grúas para aligerar el peso y poder reflotarlo.

Los expertos han advertido, sin embargo, que ese proceso de trasladar el cargamento a la orilla o a otro barco es complejo y largo.

Expertos consultados por la BBC dicen que supondría equipamiento especializado como una grúa que se elevara más de 60 metros.

Rabie, el presidente de la ACS, dijo que esperaba que no fuera necesario pero que Egipto está dispuesto a recibir ayuda internacional si finalmente hay que adoptar esta nueva estrategia.

Una vez que sea liberado, el barco deberá ser sometido a inspección para ver si está dañado.

Durante el proceso de dragado se han extraído al menos 27.000 metro cúbicos de arena y barro alrededor del barco, dijo la ACS el domingo.

Pero la agencia Reuters dice que se ha encontrado una enorme roca en la proa del barco, lo que complica la operación.

Dos nuevos y poderosos remolcadores se sumarán el lunes a la operación para agregar más potencia y poder reflotar por fin el barco.

Puede ser necesario retirar los contenedores para aliviar el peso del barco. Foto: Reuters

Progresos

El viernes y el sábado se hubo pequeños progresos y el barco se movió "30 grados de izquierda a derecha".

"Antes el timón no se movía y ahora se mueve. No había agua bajo la proa y ahora la hay", dijo Rabie en la televisión estatal egipcia.

Cerca del 15% del tráfico marítimo mundial transita por el Canal de Suez, que es una fuente de ingresos clave para Egipto.

El parón actual le está costando al canal entre US$14-15 millones al día y está alterando la cadena mundial de suministros y elevando el valor del flete de los petroleros.

Si el bloqueo continúa, los barcos, como ya está sucediendo, pueden decidir redireccionar su viaje a través del Cabo de Buena Esperanza, dando la vuelta a África, lo que prolonga por dos semanas el trayecto y eleva los costos de combustible.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?