Estadio cubierto: lo que le falta y todavía no se vio

La obra más polémica de los últimos tiempos requiere una inversión superior a los 50 millones de pesos en un sector que nadie había visitado hasta ahora. La trama de las negociaciones del Gobierno para traer shows que ayuden a abaratar los costos.

Sobre el techo del estadio cubierto del parque General San Martín hay cuatro parrillas vacías que delatan lo que todavía le falta a la obra más polémica de los últimos tiempos. Se trata de las estructuras para la colocación de los equipos de aire acondicionado.

El Gobierno todavía no los compra y el secretario de Deportes, Federico Chiapetta, no esconde la realidad. "Vamos a abrir el estadio en principio sin los equipos, que son tan costosos como un poco más de 50 millones de pesos", reconoce el funcionario encargado de la puesta a punto y quien tendrá, a futuro, la compleja administración del predio.

Es así que las inmensas estructuras del techo del estadio sólo funcionan, por ahora, como miradores que mejoran aún más la excelente vista. En la zona todavía hay algunos obreros trabajando. Son de la empresa Procon, socia de CEOSA en la construcción que comenzó hace cinco años.

IMG 20180524 WA0045

Afuera también hay movimiento aún. Las máquinas remueven tierra y escombros para adecuar un terraplén ubicado hacia el norte del estadio. Ese sector permitirá instalar carpas o patios de comida.

Visita Estadio Cubierto 01

Además, falta colocar una de las dos escaleras para el ingreso del público en la entrada principal, que da la oeste. Adentro, en cambio, todo parece estar casi listo. No queda demasiado por hacer antes de que se abran finalmente las puertas.

El asunto más importante es el de la aclimatación. Casi todo el estadio depende para ello de los equipos de aire que la Provincia dice que no ha podido comprar, por el costo que tienen.

Visita Estadio Cubierto 21

El estadio ha sido alquilado para la presentación de una tira de Disney (Soy Luna) el 8 agosto, pero en el Gobierno dicen que los espectadores no van a morirse de frío en la presunta inauguración: la propia empresa se encargará de instalar algún tipo de calefacción.

El gobierno de Alfredo Cornejo siempre mostró desprecio por el estadio de Francisco Pérez y lo criticó de todas las maneras. Desde el principio decidió que no era "prioritario" terminarlo ("había que pagar los sueldos", insisten hoy) y destacó el problema de la inversión. 

Los funcionarios de Cornejo siguen diciendo lo mismo, aunque ahora prometen estar concentrados en cómo aprovechar la obra en la que se gastó tanta plata del Estado mendocino. Por lo menos, para cubrir lo que hay que gastar de ahora en más por el mantenimiento.

Los 50 millones de los equipos de aire (que serán directamente imprescindibles en algunas partes del estadio, cuando llegue el verano) engrosan un presupuesto que a esta altura asciende a 1.100 millones de pesos. El proyecto iba a costar menos de 300 millones en 2013, cuando comenzó la construcción, en la era de Paco.

Visita Estadio Cubierto 32 Chiapetta

A Chiapetta lo siguen obsesionando los gastos. Apenas arranque, la plata del mantenimiento deberá salir del presupuesto de su área. Serán más de 20 millones de pesos al año.

Se ha convertido en un secretario de Deportes sui generis: las reuniones más importantes que tiene son con productores de espectáculos. Nadie quiere el estadio para el grandes presentaciones deportivas; en cambio, sí existe la posibilidad de ocuparlo en varios shows musicales.

El último contacto con gente del deporte fue cuando Chiapetta se reunió con dirigentes de la FIBA para tantear la posibilidad de que Mendoza fuera una de las sedes del próximo mundial de básquet. No tuvo buena suerte, ya que para la FIBA, las butacas estaban muy lejos de la cancha. Le proponían solucionarlo con el alquiler de tribunas plegables. Cruz diablo para el Gobierno: implicaba gastar más plata en el estadio no querido.

Visita Estadio Cubierto 02

En su experiencia en el mundo del espectáculo, Chiapetta consiguió sellar el contrato de alquiler para el 8 de agosto, pero fracasaron estrepitosamente las negociaciones para que se presente en julio el Cirque Du Soleil, que era la gran apuesta silenciosa del Gobierno.

Los empresarios del espectáculo tantean al gobierno de Cornejo y los funcionarios advierten que quieren sacar una buena tajada de la inauguración de este estadio y de la explotación de la plaza mendocina.

Mendoza debe probar, por ejemplo, que existe demanda para espectáculos de 10.000 espectadores por noche. Esa es la capacidad (a ojos del gobierno actual, muy exagerada) que el gobierno de Pérez decidió que tuviera el estadio.

Para colmo, pueden haber problemas para utilizar la bandeja más alta, donde hubo que colocar barandas para la seguridad que afectan la visibilidad y reubicar las butacas, para que la gente pudiera circular. "No creo que las vayamos a usar", dicen sobre esos sectores, que pueden representar cientos de entradas vendidas menos. 

Visita Estadio Cubierto 35

Por ahora, el Gobierno no afloja ante ofertas privadas un tanto dudosas. "Nosotros no podemos poner plata para que vengan los shows", repiten.

Cirque du Soleil, por ejemplo, iba a instalarse 16 días en Mendoza. La compañía pensaba llegar el 4 de julio y ofrecer 8 presentaciones de "Séptimo día-No descansaré", entre el 12 y el 20.

El Gobierno se entusiasmó con el arribo de esta compañía internacional y empezó a apurar las obras en el entorno del estadio, que es donde más cosas pendientes quedaban, pero las conversaciones se trabaron en un punto: los impuestos.

Visita Estadio Cubierto 07

La productora nacional que maneja los shows de Cirque du Soleil en todo el país no quiso pagar Ingresos Brutos y el Gobierno se negó a resignar ese monto. En cambio, era flexible en otros aspectos. Por ejemplo, en el precio del alquiler del estadio: de 400.000 pesos por noche que pretendía cobrar, había llegado a ofrecer las 8 noches por sólo 1 millón.

La solución ideal para el Gobierno sería que apareciera algún empresario que quisiera explotarlo en su totalidad. "Que nos paguen un canon y que le pongan el nombre que quieran", dicen algunos funcionarios. Es poco probable que vaya a ocurrir, pero sería sacarse, de una buena vez, el problema de encima.

Opiniones (6)
18 de agosto de 2018 | 08:25
7
ERROR
18 de agosto de 2018 | 08:25
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
  1. No es "poco probable que vaya a ocurrir" el alquilárselo por periodo de tiempo determinado a alguna empresa, en todo el mundo funciona así. Solamente se necesita encontrar gente capacitada en este tipo de negocios (profesionales específicos) para buscar los clientes, vender este negocio y redactar un contrato en donde las dos partes, Mendoza y arrendatario, encuentren beneficios.
    6
  2. Mientras tanto...Paco Perez sigue escondido, pero ya consiguio un sobreseimiento en una de las causas que tiene. Y con la justicia que tenemos, seguramente seguira el mismo camino que el resto de los peronchos K, o sea, todo pasa, como decia el padrino Grondona. Verguenza a los que dicen: "vamos a volver". Si vuelven, van a traer la guita que se robaron o vienen por todo como decia su jefa ? Creo que pasaria lo segundo, pero ojala que la gente deje de pensar con el bolsillo a la hora de votar, porque despues nos salen carismos los peronchos
    5
  3. No habría que investigar a Pako Pereza por esta garcha que nos dejó? Miren que los que están ahora no son santos de mi devoción, pero echarles la culpa de para qué o cómo se usa, es una canallada. Creo que hubiese sido más barato echarlo abajo y usar esa guita para más subsidios a clubes de barrio.
    4
  4. La Autoridad de Aplicación sobre la habilitación del estadio para eventos masivos con público, y en este caso niños y adolescentes, va a considerar este "detalle", q tal el tema del agua, baños...etc
    3
  5. Siempre que veo una noticia sobre este estadio que salió millonadas y va a seguir saliendo fortuna porque no sé como lo van a mantener, me pregunto como no se les ocurrió a los políticos que decidieron realizar esa inversión juntar a todos los presidentes de los clubes de Mendoza y realizar una inversión en cada club para ayudarlos a crecer y atraer a más socios, generar más deportistas y sacar más chicos de la calle. Imagínensen cada club de Mendoza con una obra nueva, la motivación que generaría en los dirigentes y socios, con lo dificil que es mantener un club hoy en día, pero la respuesta es obvia, se hace esa gran obra sólo por INTERESES POLÍTICOS O CORRUPCIÓN, y una obra que tendría que ser para espectáculos deportivos va a terminar siendo un lugar para shows musicales o teatrales, un papelón.
    2
  6. Gracias una vez más, Paquito. Por tanta mala praxis
    1