Deportes
Video

El beso que revolucionó los Juegos de Invierno de Pyeongchang

El esquiador estadounidense Gus Kenworthy hizo hoy lo que no se atrevió hace cuatro años en Sochi: darle un beso a su novio al finalizar su participación.

El esquiador estadounidense Gus Kenworthy hizo hoy lo que no se atrevió hace cuatro años en Sochi: darle un beso a su novio al finalizar su participación en el slopestyle de los Juegos Olímpicos de invierno en Pyeongchang.

Entonces, el freestyler quería mostrar al mundo su homosexualidad, pero tras ganar la medalla de plata no tuvo el valor, contó. Lo hizo en 2015 a través de un artículo en ESPN. El día que se publicó, escribió en sus redes sociales: "Hoy es el primer día del resto de mi vida".

Desde entonces, el esquiador de 26 años se ha convertido en un conocido impulsor de los derechos de los gays. El beso que hoy sí le dio a su novio tras terminar la competición fue recogido por las cámaras de la NBC.

No tenía ni idea que era un momento en el que me estaban grabando", dijo Kenworthy. "Hacer eso, darle un beso, haber mostrado ese amor al mundo, es increíble".

"Es algo que quería haber hecho en los pasados Juegos, compartir ese beso con mi novio al final de la ronda pero era algo que me asustaba mucho", confesó.

Cuando él era niño, lamentó, nunca vio en televisión imágenes así. "Si lo hubiera tenido, quizá me hubiera sido más fácil", contó el esquiador, que en la final tuvo una mala actuación y terminó último de los 12 competidores.

El resultado, sin embargo, era lo de menos para el freestyler, cuya madre le esperaba también entre el público con una bandera arcoiris al cuello.

"Es fantástico estar en los Juegos y haber conseguido expresarme. Ser uno mismo sienta genial", dijo el atleta.

"Creo que eso es lo más importante del mundo para cualquiera. Ser auténtico y honesto. No es el resultado que quería, pero me siento orgulloso de representar a la comunidad LGBT". 

Opiniones (1)
22 de junio de 2018 | 20:06
2
ERROR
22 de junio de 2018 | 20:06
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
  1. Un beso entre hombres todavía revoluciona? Cuánto atraso y cholulismo barato.
    1