Se realizó la primera cirugía infantil de oído en el Hospital Carrillo

Se trató de una timpanoplastia, una cirugía de baja complejidad que consiste en la reparación de la membrana timpánica mediante la colocación de unos tubos de drenaje, elaborados con tejidos del mismo paciente. Antes se realizaba únicamente en el Hospital Notti. Buscan sumar más horas y equipamiento para mejorar el servicio y añadir intervenciones quirúrgicas más complejas.

Avatar del Nicolás Munilla

Nicolás Munilla

Se realizó la primera cirugía infantil de oído en el Hospital Carrillo

El Hospital Carrillo practicó recientemente su primera cirugía infantil de oído, lo que supuso un importante avance en el Servicio de Otorrinolaringología, uno de los más demandados en el nosocomio.

Se trató de una timpanoplastia, una cirugía de baja complejidad que consiste en la reparación de la membrana timpánica con tejidos del mismo paciente. Fue realizada el pasado viernes 27 de septiembre y fue la primera en el Carrillo, ya que antes se practicaba únicamente en el Hospital Notti.

Dicha intervención estuvo a cargo del doctor Fabrizio Ianardi, especialista en cirugías de oído que se incorporó recientemente al Carrillo. Además participaron las doctoras del Servicio de Otorrinolaringología (Otl) Cecilia Martinez y Gimena Castillo, junto a la licenciada Alejandra Carasa.

El director del hospital lasherino, Diego Irigo, explicó a MDZ que la incorporación de Ianardi al servicio de cirugías Otl, el cual funciona desde hace dos años, permitió habilitar las cirugías infantiles de oído, que eran "la pata floja del sector", ya que "anteriormente este tipo de intervenciones las estábamos derivando al Notti, produciéndose largas listas de espera".

"El servicio de otorrino infantil es uno de los que tiene mayor demanda en el hospital y el que más ha crecido en el año en cuanto a inversión", aseguró Irigo, al señalar que la sala está sumando equipamiento y materiales propios paulatinamente, lo que permite ampliar y sostener intervenciones quirúrgicas.

De todos modos, reconoció que aún faltan cuestiones por resolver, como la suma de horas: "En este momento tenemos dos profesionales que cumplen una carga horaria de 24 horas y otro de solo 12 horas, por lo que estamos pidiendo las 12 horas restantes para completar el servicio".

El equipo de Otorrinolaringología infantil del Hospital Carrillo

Además el Carrillo está gestionando la compra de un otomicroscopio, a través del programa nacional Sumar, que será destinado exclusivamente al quirófano. "Si bien estábamos cerca de adquirirlo, la devaluación hizo que subiera mucho su valor, pero esperamos que a fines de este mes ya podamos tenerlo en el hospital", señaló el director del nosocomio.

A su vez, se está acondicionando todo lo necesario para comenzar con cirugías otológicas de alta complejidad, como el implante coclear. "Tenemos una lista de espera grande, pero estamos empezando a dar respuestas a los pacientes", concluyó Irigo.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?