Protesta frente a la exsede del Instituto Próvolo

Exalumnos y familiares de víctimas que denunciaron abusos sexuales se concentraron por primera vez en el predio de Luján, en lugar de Peatonal y San Martín. Exigen Justicia ante el inminente inicio del juicio.

redacción mdz

El destino de los fondos del establecimiento

La protesta de exalumnos y familiares de víctimas del Instituto Próvolo se trasladó este martes por primera vez del Centro a la exsede del colegio, adquirido por Luján de Cuyo para instalar allí su central administrativa.

Como cada mes, los manifestantes reclamaron Justicia por los más de 60 casos de abuso sexual denunciados ante la Justicia. “Con nuestras manos y nuestras voces rompemos el silencio”, fue la consigna del reclamo en la puerta del inmueble de calle Boedo.

Las puertas del colegio se cerraron en noviembre del año 2016 cuando estallaron las denuncias contra religiosos por abusos contra niños sordos.

Desde entonces se sumaron unas 60 denuncias contra los sacerdotes Nicola Corradi y Horacio Corbacho, el monaguillo Jorge Bordón, los empleados administrativos José Luis Ojeda y Armando Gómez, y la monja Kumiko Kosaka.

En total hay 13 imputados que en los próximos meses se sentarán al banquillo.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?