Cuántos cotos hay en Mendoza y qué animales se pueden cazar

La habilitación para cazar animales exóticos en la provincia generó polémica, pero desde Recursos Naturales aseguran que es una herramienta para erradicar especies que perjudican a nuestro ecosistema siempre y cuando se haga en los lugares adecuados y con la autorización correspondiente.

Avatar del Pablo Villarruel

Pablo Villarruel

Dueños de los campos suelen pedir que cazadores eliminen a los chanchos jabalíes

Luego de la habilitación emitida por la Dirección de Recursos Naturales para permitir la caza de una serie de especies exóticas en la provincia, entre la que la del Ciervo Colorado fue la que más polémica generó, es imprescindible tener en cuenta con precisión cuáles son las especies que pueden cazarse y dónde puede hacerse.

La resolución recientemente publicada por la Secretaría de Ambiente y Ordenamiento Territorial deja en claro las cuatro especies que considera exóticas e invasoras y que, según los especialistas, generan un perjuicio a nuestro ecosistema. Éstas son el Conejo Silvestre, el Chancho Jabalí, la Liebre Europea y el Ciervo Colorado.

La normativa refrendada por el Director de Recursos Naturales, Sebastián Melchor, establece la veda total de la actividad cinegética en todas las Áreas Naturales Protegidas de Mendoza y en todos los terrenos públicos y de uso público. Por lo que solo se puede cazar en terrenos privados y previa autorización del propietario.

"El único coto de caza habilitado desde 2003 y que está en vigencia es uno llamado 'Estancia Rancho e' Cuero' y se encuentra en La Carrera, Tupungato. Es un coto para Ciervos Colorados. Hay otro en La Paz para Chanchos Jabalíes pero está suspendido a pedido del propietario porque no tiene actividad", explicó a MDZ Adrián Gorrindo, jefe del Departamento de Fauna de Recursos Naturales.

"La provincia no salió a habilitar ahora la actividad de caza de ciertas especies, esta práctica se viene realizando desde hace años como herramienta de manejo de estas especies exóticas invasoras y solo se puede hacer en terrenos privados. El cazador debe contar con la autorización del dueño del campo", explicó.

Gorrindo reconoce que la habilitación genera polémica y muchos no logran entender la importancia de la erradicación. "Algunas ONG plantean que se capturen los animales y sean devueltos a su lugar de origen. Eso es una utopía, porque no hay presupuesto para hacer semejante tarea, sobre todo cuando hay un montón de otras necesidades. Seguramente recibamos algún amparo", aseguró.

"Las especies que están habilitadas en Mendoza son perjudiciales para nuestro ecosistema y no debería estar presentes en nuestro territorio. Han sido introducidas por el hombre en el país y luego empiezan a distribuirse. El chancho jabalí, la liebre europea y el conejo silvestre están desde que tengo uso de razón, pero eso no significa que sean autóctonos", amplió.

Finalmente, Gorrindo ahondó sobre el recorrido de los animales y las denuncias que reciben en su área. "Los jabalíes y los ciervos fueron traídos al país, entre otras cosas, desde Europa para actividades de cacería y luego son liberados intencionalmente o escapan y generan un conflicto ambiental. Nosotros recibimos denuncias de zonas limítrofes con San Luis y La Pampa que están ingresando ciervos y el conejo vendría desde Chile".

La resolución sobre la Caza Deportiva en Mendoza

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?