Vaivén informativo con el #AraSanJuan: ¿Qué pasa?

Anoche los medios del Grupo Clarín volvieron a tomar la información del viernes que había sido descartada. ¿Ahora es verdad? La necesidad de claridad.
Avatar del

Gabriel Conte

1/2
Los familiares tienen esperanza y necesitan información clara.(Pachy Reynoso/MDZ)

Los familiares tienen esperanza y necesitan información clara. | Pachy Reynoso/MDZ

Vaivén informativo con el #AraSanJuan: ¿Qué pasa?

Vaivén informativo con el #AraSanJuan: ¿Qué pasa?

 Este martes primero Radio Mitre y luego el diario Clarín dieron a conocer una información gemela a la que MDZ dio el viernes, citando como fuente a gacetamercantil.com, con datos surgidos del International Submarine Escape and Rescue Liaison Office (ISMERLO). Los medios porteños ahora hablan de "un trascendido que surgió desde la Marina de los Estados Unidos que habría localizado con uno de sus aviones una "mancha calórica", que se correspondería a un objeto metálico, a unos 300 kilómetros de la costa de Puerto Madryn y a unos 70 metros de profundidad en el Atlántico Sur". El sábado, horas después de que dijimos en MDZ lo mismo sentimos la obligación de pedir disculpas por haber generado una esperanza que, si bien no fue desmentido en forma directa, el paso de las horas con información oficial que no lo confirmaba, creímos que ya lo daba por desmentido. Otros medios que lo habían publicado directamente lo borraron de sus web, sin analizar lo informado ni disculparse.

Esto dicen ahora Clarín y Radio Mitre:

Las fuentes en las que se fundó MDZ dieron el viernes exactamente los mismos datos que ahora se difunden como novedad, lo cual -en medio de la conmoción que el hecho genera, con 44 tripulantes cuyas vidas están en juego- genera una notoria inquietud. No hace falta mencionar lo que este vaivén informativo causa en los familiares de esas personas, poseedores de una incertidumbre monumental y una esperanza que cada información alimenta o destruye.

Pero además, nos corresponde como medio informativo estar pendientes de cada dato que surge y -como en este caso- de cada uno que tras haber sido descartado vuelve a ponerse sobre la mesa en forma exactamente igual, pero con mayor potencia atento a la dimensión y alcance de los medios que lo afirman.

No sirve ir esperanzando y desmintiendo, sistemáticamente. Tal vez eso haya levado al presidente Mauricio Macri a tener que reunirse con la cúpula de la Armada, en donde hay un vocero que unifica la información hacia afuera, pero hacia el interior ocurre lo que estamos demostrando aquí: las filtraciones generan el ruido informativo suficiente como para sospechar que algo no está funcionando bien en el manejo de la información.

No nos corresponde manejarnos con "ojalás" (que Ala así lo quiera, etimológicamnte) porque no se trata de una cuestión mística ni fantasiosa, sino de la vida de personas. Por ello preferimos aguardar la información correcta, completa y confiable, sin dejar de ver y de hacer ver cómo un mismo dato se reproduce y multiplica, aun con delay, como el que nos trajo hacia esta nota.