Sociedad Un caso que conmociona a la provincia

Un acusado de matar al panadero había sido liberado por una condena leve

Facundo Méndez Salinas fue sometido a un juicio abreviado este año y terminó condenado a un año en suspenso, en un polémico fallo.
Avatar del

MDZ Sociedad

1/4
Un acusado de matar al panadero había sido liberado por una condena leve(Pachy Reynoso / MDZ)

Un acusado de matar al panadero había sido liberado por una condena leve | Pachy Reynoso / MDZ

Un acusado de matar al panadero había sido liberado por una condena leve(Pachy Reynoso / MDZ)

Un acusado de matar al panadero había sido liberado por una condena leve | Pachy Reynoso / MDZ

Un acusado de matar al panadero había sido liberado por una condena leve(Pachy Reynoso / MDZ)

Un acusado de matar al panadero había sido liberado por una condena leve | Pachy Reynoso / MDZ

Un acusado de matar al panadero había sido liberado por una condena leve(Pachy Reynoso / MDZ)

Un acusado de matar al panadero había sido liberado por una condena leve | Pachy Reynoso / MDZ

Uno de los detenidos por el asesinato de Fabián Mariño en Maipú, ya tiene antecedentes penales e incluso fue condenado este año a un año en suspenso por el delito de abuso de armas.

Facundo Méndez Salinas, alias "Charango", fue sometido a un juicio abreviado este año pero quedó en libertad por orden de la titular del Juzgado de Flagrancia nº 1 Belén Renna, dado que si bien lo condenó por el delito de abuso de armas, le impuso una condena de un año bajo libertad condicional, lo que permitió su excarcelación, según informaron fuentes judiciales a MDZ.

Méndez Salinas estuvo detenido solo 14 días a fines del año pasado en una causa que lo investiga por el presunto abuso de arma de fuego. Además a principios de este mes también quedó detenido por agredir a su ex pareja, bajo la imputación de lesiones leves agravadas por contexto de género y en concurso real con abuso de arma de fuego.

Además contaba con un pedido de captura por robo agravado emitido en octubre del 2016.

El joven delincuente fue inicialmente imputado por los delitos de lesiones leves (que en su forma agravada contempla una condena de 6 meses a 2 años de prisión) y concurso real con abuso de armas (de 1 año y 4 meses a 4 años de cárcel), sumado al pedido de captura por robo agravado.

Con ese panorama, la jueza tenía la posibilidad de darle una condena entre 2 y 6 años de prisión, debido a la sumatoria de los delitos. Sin embargo, Renna decidió condenarlo a un año de cárcel, desestimando las lesiones leves y el pedido de captura, sin considerar que el acusado era considerado en riesgo procesal, e incluso no se consideró el agravante del género.

Por ello, Méndez Salinas quedó libre bajo condicionalidad y, poco después, quedó seriamente involucrado en el crimen de Mariño.