Sociedad Votación histórica en el Congreso

Sagasti: "Sin ley, los abortos seguirán, pero serán clandestinos"

La senadora mendocina planteó que es una cuestión de inequidad penar en lugar de ampliar derechos. Consideró que los jueces se han ensañado en hechos como los del "Caso Belén".
Avatar del

MDZ Sociedad

1/3
1(Pachy Reynoso/MDZ)

1 | Pachy Reynoso/MDZ

2

2

0(Pachy Reynoso/MDZ)

0 | Pachy Reynoso/MDZ

La senadora de Unidad Ciudadana, Anabel Fernández Sagasti, destacó como abogada la importancia estratégica del derecho como un elemento de transformación.

También puso de relieve el fracaso de la solución penal, después de 97 años en los que el aborto ha estado penalizado en el Código Penal. Y apeló estadísticas contundentes: "en la Argentina se han realizado entre 320.000 y 500.000 abortos por año", dijo la legisladora. 

Entre 2011 y 2016 se hicieron 200 procesos judiciales por abortos, precisó Fernández Sagasti y cuestionó que "los jueces han mostrado una conducta de ensañamiento". Posteriormente citó el caso Belén, la joven tucumana condenada a 2 años y medio de prisión por haber abortado. "¿Para qué  seguir con una norma que ha fracasado? ¿Por qué penalizar en lugar de ampliar derechos?", planteó Fernández Sagasti.

"El proyecto que estamos tratando no es inconstitucional de ninguna manera. Sólo quedaría decir que es la democracia la que tiene deudas con los niños y la mujeres de la Argentina. Quiero dejar asentado que no es caprichoso que esta media sanción sea ley. Acá no estamos discutiendo si estamos a favor o en contra del aborto. Cuando termine este debate, los abortos seguirán existiendo. La diferencia es que serán clandestinos", dijo la mendocina.

>

Para la senadora, lo que se está debatiendo es "un problema de inequidad, de injusticia social". Y puso como ejemplo de una supuesta "alternativa" al aborto, el rechazo de sectores reaccionarios a la educación sexual, como ocurrió en varias oportunidades en Malargüe. 

Fernández Sagasti lamentó que no estuviera presente el senador Cobos (quien se expresó en contra de la ley), para luego mencionar el caso de la mujer que ingresó al Lagomaggiore en las últimas horas con un aborto inducido y que por temor no contó la verdadera causa de su estado.  

Por último, la mendocina pidió a sus pares no ser cómplices de un status quo donde las que más sufren son las mujeres.