Paritaria docente: el vaso medio lleno, o medio vacío

La columna de José Thomas en "Uno nunca sabe", por MDZ Radio.

Avatar del

José Thomas

Sebastián Henríquez, secretario general del SUTE.

Sebastián Henríquez, secretario general del SUTE.

Gobierno y sindicato están cerca de cerrar el primer acuerdo paritario de la Gestión Cornejo. Hasta ahora, las 3 anteriores fueron por decreto. El sindicato aceptaría la propuesta de un aumento mensualizado del salario según la inflación medida por la Dirección de Estadísticas de Mendoza.

Hoy a la tarde teóricamente se firma el acuerdo pero con algunos reclamos de más presupuesto para educación. Elevar el tope de antigüedad a 140% con 28 años y a 150% con 30 años;  una ayuda útiles de $3.800 por cargo.

Es fundamental tener políticas docentes que busquen tener impacto en los futuros docentes. Hay dos orientaciones en la carrera docente. Por un lado la utilizada en la mayoría de los países en la segunda mitad del siglo pasado, caracterizada por  la estabilidad laboral, una estructura salarial basada en sueldo básico, promoción vertical y formas de ascenso que premian solo la antiguedad y la acumulación de certificados. Sueldos bajos en comparación con profesiones de similar responsabilidad.

Por otro lado una carrera docente que busque los profesionales más capacitados, salarios y ascensos según nivel de desempeño y nivel de formación, promoción  horizontal, carrera directiva diferenciada de la carrera docente, evaluación de desempeño docentes periódica vinculada a la pérdida de estabilidad laboral. Sueldos por encima del resto de las profesiones.

Para lograr estos cambios es fundamental una fuerte voluntad política, liderazgo del gobierno para introducir la reforma docente y negociar con los sindicatos. Este gobierno lo tiene, por eso me parece que se está perdiendo una buena oportunidad para generar políticas públicas educativas para los próximos 50 años.

Escuchá la columna completa abajo:

Temas
  • Podcast
  • MDZ Radio
  • Ciudad de Mendoza
  • Gestión Cornejo
  • Gobierno