Millonaria recompensa para capturar a dos chilenos homicidas

Jorge Antonio Salazar Oporto y Alexis Alfredo Cortés Torres están acusados de matar a un policía en San Martín de los Andes hace seis años.
Avatar del

MDZ Policiales

1/2
Millonaria recompensa para capturar a dos chilenos homicidas(Ministerio de Seguridad de la Nación)

Millonaria recompensa para capturar a dos chilenos homicidas | Ministerio de Seguridad de la Nación

Alexis Alfredo Cortés Torres y Jorge Antonio Salazar Oporto(Ministerio de Seguridad de la Nación)

Alexis Alfredo Cortés Torres y Jorge Antonio Salazar Oporto | Ministerio de Seguridad de la Nación

El Ministerio de Seguridad de la Nación dispuso una recompensa de 3 millones de pesos para quienes aporten información que permita dar con dos ciudadanos chilenos acusados del asesinato de un policía neuquino ocurrido hace casi seis años.

Se trata de Jorge Antonio Salazar Oporto y Alexis Alfredo Cortés Torres, sobre quienes pesa una orden de captura nacional e internacional por el crimen de José Aigo, registrado en inmediaciones de Junín de los Andes el 7 de marzo de 2012.

Con el objetivo de recabar datos que ayuden a lograr la detención de los prófugos, la cartera que conduce Patricia Bullrich ofreció, a través de una resolución 117/2018 publicada hoy en el Boletín Oficial, dos recompensas de $ 1.500.000.

"Las personas que quieran suministrar datos, deberán comunicarse telefónicamente con el Programa Nacional de Coordinación para la Búsqueda de Personas ordenada por la Justicia al número corto 134", precisa la disposición.

Asimismo, el texto aclara que el pago de la recompensa será realizado "previo informe del representante de la autoridad interviniente sobre el mérito de la información aportada preservando la identidad del aportante".

El crimen de Aigo se produjo cuando el efectivo provincial realizaba un patrullaje en la ruta provincial 25, a unos 40 kilómetros al noroeste de la localidad de Junín de los Andes, y decidió junto a un compañero identificar a los ocupantes de una camioneta.

En ese marco, una de las tres personas que viajaba en el vehículo abrió fuego y efectuó dos disparos que impactaron en el sargento.

Tras el asesinato del policía, dos de los imputados, de nacionalidad chilena, se dieron a la fuga, en tanto que el conductor de la camioneta, Juan Marco Fernández, hijo del entonces intendente de San Martín de los Andes, fue detenido y luego liberado.