Matan a un ingeniero argentino en San Pablo

La víctima estaba a bordo de su vehículo cuando fue sorprendido por un grupo de delincuentes. El hombre aceleró la marcha del rodado y uno de los asaltantes efectuó un disparo que impactó en su cuerpo.
Avatar del

Télam

1/2
Matan a un ingeniero argentino en San Pablo

Matan a un ingeniero argentino en San Pablo

Matan a un ingeniero argentino en San Pablo

Matan a un ingeniero argentino en San Pablo

Un ingeniero argentino fue asesinado de un balazo frente a su familia cuando delincuentes intentaron robarle en la ciudad brasileña de San Pablo, informaron hoy desde del consulado nacional.

>

El hecho ocurrió el lunes último en la zona de Morumbí, al sur del mencionado distrito del vecino país, donde Gonzalo Firvida estaba buscando una vivienda para mudarse con su familia.

Fuentes del consulado argentino en San Pablo informaron a Télam que la víctima estaba a bordo de su vehículo cuando un iba por la calle Flavio Américo Maurano junto a su esposa y sus dos hijas y fue sorprendido por un grupo de delincuentes.

Al parecer, el hombre aceleró la marcha del rodado y uno de los asaltantes efectuó un disparo que impactó en su cuerpo.

>

Según las fuentes, la víctima murió casi en el acto como consecuencia de las lesiones sufridas, mientras que los delincuentes escaparon.

Los medios brasileros consignaron que el hombre fue interceptado por delincuentes cuando circulaba con su familia en su auto en la zona de Morumbí, al sur de San Pablo. Firvida se habría asustado e intentó escapar, pero fue atacado a tiros. El hombre recibió un disparo en el pecho frente a su mujer y sus dos hijas adolescentes. La esposa de Firvida trasladó a su marido en su auto al Hospital Albert Einstein, pero murió poco después.

"Tu mujer María y tus hijas Josefina y Mora no te despedimos, seguirás estando entre nosotras como siempre, presente y con una sonrisa o chiste ocurrente. Con el mismo inmenso amor que hemos recibido de vos, te abrazamos por siempre", publicó su familia en un aviso fúnebre en LA NACION.