Declararon imputable al asesino de una niña en Córdoba

Avatar del

MDZ, Nacionales

Declararon imputable al asesino de una niña en Córdoba(El Liberal)

Declararon imputable al asesino de una niña en Córdoba | El Liberal

El acusado del crimen de una niña de 5 años que en julio último fue hallada violada y asesinada en la localidad cordobesa de Tío Pujio, fue declarado imputable porque comprendió el daño causado, de acuerdo con el resultado de una una nueva pericia, informaron hoy fuentes judiciales

Se trata de Mariano Gutiérrez Cingolani (30), cuyos estudios psiquiátricos en primera instancia habían establecido que no comprendía la criminalidad de sus actos, por lo que fue internado en un neuropsiquiátrico. 

Gutiérrez Cingolani se encuentra detenido desde el 20 de julio último, un día después del hallazgo del cadáver de Luna Viera y luego de que los estudios forenses y genéticos arrojaron que abusó de ella y finalmente la mató.

El acusado fue imputado en su momento por el fiscal de Villa María, René Bosio, por "homicidio doblemente calificado por criminis causa y violencia de género", un delito que contempla la única pena de prisión perpetua.

Sin embargo, los primeros estudios psiquiátricos arrojaron que era inimputable, por lo que el fiscal Bosio ordenó una segunda pericia multidisciplinaria que demandó varios meses.

El estudio arrojó en las últimas horas que, si bien el acusado tiene cierta limitación mental, comprendió el daño causado, por lo que puede ser imputado.

"Se hicieron numerosas entrevistas con el imputado y los tres psiquiatras firmantes llegaron a la conclusión de que si bien Mariano presenta una disminución psíquica, en el hecho particular investigado, ese déficit no le impidió comprender sus actos ni dirigir sus acciones", explicó el funcionario judicial.

Bosio agregó que "en base a esta nueva pericia" ahora se puede "actuar en el sentido de realizar los trámites procesales de rigor", y sostuvo que la semana próxima indagará nuevamente al acusado.

La niña fue hallada muerta en la tarde del 19 de julio a la vuelta de la casa donde vivía y en el patio de la vivienda de Cingolani, ubicada en la calle Intendente Alcántara 370, en la localidad de Tío Pujio, situada a 130 kilómetros al sudeste de Córdoba capital y a 20 kilómetros de Villa María.

El detenido, que tiene antecedentes de hechos de violencia, le dijo a la Policía que la nena entró a jugar a su propiedad y cayó de una tapia por accidente.

Gutiérrez Cingolani fue demorado y con los primeros elementos reunidos en la investigación (entre ellos la declaración de testigos), quedó formalmente detenido y se le ordenaron pericias psiquiátricas. 

La fiscal de feria de Villa María, Silvina Maldonado, por otro lado, ordenó que se le tomara declaración a la mujer del imputado, dueña de un almacén cercano, ya que se cree que fue la última persona que vio con vida a la niña.

La mujer les contó a otros vecinos que le vendió golosinas, le dio unos 30 pesos de vuelto y la niña se marchó sola. 

Su madre, Gabriela Viera, le había dado un billete de 50 pesos para que fuera a comprar caramelos a un quiosco de la esquina y cuando notó que no regresaba, salió a buscarla con familiares y unos vecinos.

El asesinato consternó a la pequeña localidad y su madre la despidió en las redes sociales.