Casi linchan al presunto abusador de sus hijastras

Las adolescentes, que hoy tienen 12 y 15 años, denunciaron que su padrastro las violó cuando eran niñas y quedaban solas a su cuidado en la casa que habitaba la familia en San Francisco Solano.
1/2
Casi linchan al presunto abusador de sus hijastras

Casi linchan al presunto abusador de sus hijastras

Casi linchan al presunto abusador de sus hijastras

Casi linchan al presunto abusador de sus hijastras

Un grupo de vecinos enardecidos que intentó hacer justicia por mano propia con un sujeto denunciado por sus dos hijastras adolescentes por haberlas violado reiteradas veces cuando eran niñas, por poco linchan al acusado a quien le dieron una formidable paliza, lo golpearon con objetos contundentes y hasta incendiaron la casa que habitaba.

El violento episodio tuvo lugar en la vivienda ubicada en la calle 867, entre 96 y 97 del barrio Los Eucaliptos, en la localidad de San Francisco Solano, donde hoy queda como registro de la tensa situación el inmueble destruido por la ira vecinal, publicó Diario Popular.

El grupo que salió a vengar a las dos hermanas que ahora tienen 12 y 15 años, fueron convocados por la madre de las chicas, mujer que fue pareja del hombre que providencialmente pudo escapar de la turba y que tras el incidente, aseguran los vecinos, sigue transitando por el barrio.

Según trascendió, las dos hermanas son hijas de una relación anterior de la mujer que reunió una fuerza conformada por unos cuarenta amigos, familiares y allegados que se hicieron presentes el jueves a la noche en la casa que hasta hacía unos días, hasta que sus hijas le contaron el calvario que habían padecido de chiquitas, compartía con el supuesto abusador de las nenas.

La situación que conmocionó al barrio Los Eucaliptos hizo eclosión poco después que las dos adolescentes decidieran romper el silencio que las atormentaba y le contaran a su madre que era lo que ocurría cuando la mujer se iba a trabajar y las chicas quedaban al cuidado de su padrastro.

Descompuesta por la impresión que le causó el relato de sus dos hijas -cuyas identidades se reservan por razones obvias- la madre encaró a quien era hasta entonces su pareja para recriminarle su despreciable actitud y tras armar un par de bolsos, se marchó del hogar.

Pero la historia no quedó ahí. A las pocas horas de haber abandonado la casa, la mujer compartió la terrible historia con familiares y amigos que se juramentaron a hacer justicia por las suyas con el depravado.

Con la mujer al frente, el grupo llegó en horas de la madrugada a la casa en cuyo interior se encontraba el sujeto acusado y tras ingresar por la fuerza, lo sometieron a un duro castigo a la vez que procedieron a incendiar el inmueble.

Aunque acorralado, el hombre logró providencialmente sortear la difícil situación que atravesaba y salir por el fondo de la vivienda para así poner distancia del grupo que continuó quemando muebles y destruyendo lo que tuviera al alcance dentro de la casa que al final, quedó convertida en ruinas.


Con toda la bronca

Testigos del hecho relataron ayer que mientras se consumaba el ataque contra el abusador, la madre de las chicas y sus hijas expresaban a voz en cuello su indignación contra el presunto abusador.

"Tantos años al lado tuyo y así me pagaste, basura" gritaba exaltada su ex pareja mientras que una de sus hijas exclamaba entre llanto: "Nos arruinaste la vida con lo que nos hiciste".