Indemnización

La elevada suma que una empresa debió pagar por suspender un viaje de estudios

La empresa canceló el viaje de estudios desde Río Negro a Camboriú (Brasil) porque se vendieron pocos pasajes. Una de las egresadas los demandó y la jueza fijó una indemnización de más de $800 mil.

MDZ Sociedad
MDZ Sociedad miércoles, 17 de abril de 2024 · 01:10 hs
La elevada suma que una empresa debió pagar por suspender un viaje de estudios
La indemnización fue superior a los 800 mil pesos más intereses, por la suspensión del viaje de estudios a Brasil Foto: Shutterstock

Una empresa de turismo estudiantil fue sentenciada a pagar una elevada indemnización a un egresado que había pagado su viaje de estudios, el cual fue cancelado por no haberse alcanzado el cupo mínimo de pasajeros.

Es por esta razón que la familia de una de las jóvenes egresadas que había contratado sus servicios turísticos para el viaje que tenía por destino Camboriú decidió iniciar una demanda judicial contra la empresa.

Según señalan medios locales, los estudiantes fueron informados 45 días y vía email de la cancelación por parte de la firma que esgrimió que ese era un requisito ante el alto costo del viaje. 

Como el reclamo de las familias no tuvo una respuesta satisfactoria, además de señalar que se produjo una serie de "incumplimientos de las obligaciones" asumidas por la empresa, entre ellas, la devolución del dinero entregado, una de las egresadas decidió concurrir a la Justicia.

Una vez iniciado el proceso civil, la empresa no se presentó y es así que la jueza multifueros de San Antonio Oeste ordenó un embargo preventivo. En la demanda, la jueza tuvo en cuenta el incumplimiento contractual, la pérdida patrimonial y las consecuencias psicológicas en la adolescente que vio frustrado su sueño de realizar su viaje de estudios.

La empresa suspendió el viaje de estudios 45 días antes de partir y no devolvió el dinero a las familias de los egresados. Foto: Shutterstock

La magistrada señaló en su sentencia que el contrato estipulaba que en caso de no superarse el 30% del total del contingente, la empresa tendría "derecho hasta 60 días antes de la fecha de salida del viaje a cancelarlo”. Como el anuncio fue realizado 45 días y no 60 días previo al viaje, la jueza Paola Bernardini consideró que la empresa proveedora ejerció un "incumplimiento contractual", por lo que debía responder por los perjuicios ocasionados. 

De esta manera, ordenó un resarcimiento superior a los 800 mil pesos, más los intereses, por la suspensión del viaje de estudios a Brasil.

Archivado en