Caos en la madrugada

Zonda, día 1: Mendoza estuvo en pausa y se "guardó" a la tarde, pero lo peor llegó a la noche

Tras incontables alertas y pedidos de prevención, el Zonda dijo presente este sábado y lo hará también el domingo. Pasadas las 22, hay decenas de cortes de luz y un importante incendio.

Leonel Alesci
Leonel Alesci sábado, 28 de octubre de 2023 · 21:15 hs
Zonda, día 1: Mendoza estuvo en pausa y se "guardó" a la tarde, pero lo peor llegó a la noche
Así se veía el incendio pasadas las 2 de la mañana Foto: MDZ
Zonda, día 1: Mendoza estuvo en pausa y se "guardó" a la tarde, pero lo peor llegó a la noche
Hasta las 22 fue una historia, luego otra Foto: @zondafotos
Zonda, día 1: Mendoza estuvo en pausa y se "guardó" a la tarde, pero lo peor llegó a la noche
Fuertísimas ráfagas de Zonda cerca de la medianoche. Foto: MDZ
Zonda, día 1: Mendoza estuvo en pausa y se "guardó" a la tarde, pero lo peor llegó a la noche
Imagen atípica de sábado por la tarde: nadie en el Parque. Foto: Santiago Tagua/MDZ
ver pantalla completa

Mendoza estuvo en pausa a lo largo de toda la tarde. Con una máxima que coqueteó con los 33 grados, el viento Zonda se sintió con fuerza desde la mañana en el sur provincial, desde el mediodía en el Valle de Uco y desde las 14 horas en adelante en el área metropolitana. Ciudad, Godoy Cruz y Guaymallén primero, y Las Heras, Luján y Maipú con apenas minutos de diferencia fueron azotados por las ráfagas que dejaron una escena esperable: la provincia se "guardó" y lo que comúnmente hubiese sido un sábado espléndido al aire libre no lo fue. Hasta las 22 horas fue una historia, pero desde ese momento en adelante, pasó a ser otra muy distinta que entrada la madrugada del domingo, la cual tiene tintes de caótica, no está resuelta aún. 

Cuando se especulaba que cerca de la medianoche la intensidad de las ráfagas podía bajar, ocurrió todo lo contrario: el Zonda sopló con mayor fuerza que antes y se multiplicaron los cortes de luz en varios puntos de la provincia. Peor aún, un grave incendio se desató en la zona del Pedemonte y genera mucha preocupación. Varias dotaciones de bomberos debieron darse cita en el lugar mientras el "olor a quemado" se percibe en Godoy Cruz, Guaymallén y Ciudad, reportan lectores de MDZ.

Imágenes del grave incendio en el Pedemonte.

Desde el martes hasta este sábado inclusive se publicaron incontable cantidad de alertas, pedidos de prevención y recomendaciones sobre cómo actuar ante el fenómeno. Se esperaban ráfagas de entre 80 y 100 kilómetros por hora y el antecedente cercano del trágico 22 de julio, día en el cual un puesto de diarios se voló y mató a una persona y un choque en cadena por escasa visibilidad dejó el mismo saldo, estaba muy palpable en el tiempo. La nomenclatura de "Zonda categoría Z3" alarmó a más de uno y también generó todo tipo de reacciones y memes en las redes. Eso no falta nunca.

Tierra en el Parque, totalmente desierto. Foto: Santiago Tagua/MDZ
Tierra en el Parque, totalmente desierto. Foto: Santiago Tagua/MDZ
Arístides sin gente a las 5 de la tarde un sábado. Solo el Zonda puede. Foto: Santiago Tagua/MDZ
Algunos turistas pasean (con barbijo) por Ciudad. Foto: Santiago Tagua/MDZ

Pero hubo un aliciente por el cual también se reforzó la prevención para esta ocasión: hay no menos de 18.000 chilenos en Mendoza, quienes poco saben de este fenómeno y de qué se puede y qué no se puede (principalmente) hacer en días tan mendocinos como este. Incluso, bien se sabe que pudieron haber sido más, el cierre preventivo del Paso Internacional Cristo Redentor evitó que esa cifra aumentara considerablemente. Vale recordar que del otro lado de la cordillera es fin de semana largo. Los pocos que se animaron a salir lo hicieron, en algunos casos, con tapabocas o barbijos para "protegerse" de la tierra, según le contaron a MDZ.

La voladura del techo de la escuela albergue 4-205 Embajador Pablo Neruda, de Malargüe, y la consecuente bronca de los docentes que allí trabajan era uno de los daños más "graves" de la jornada, hasta que se hizo la noche. Tras los insistentes pedidos de los maestros, la DGE evacuó pasadas las 20.30 a los menores de edad, quienes en una traffic fueron regresados a sus hogares.

También en el sur, pero precisamente en San Rafael, un árbol cayó sobre un Fiat Uno al mismo tiempo que el conductor se encontraba dentro del vehículo, con la total fortuna de que el mismo impactó sobre la parte delantera del mismo, no afectando a la cabina y saliendo ilesa la persona que estaba al volante.

Defensa Civil informó cerca de las 21 un reporte de daños que da cuenta de más de 150 intervenciones en el Gran Mendoza, zona Este, zona Sur y Valle de Uco. Las Heras, donde el Zonda derribó 23 árboles y 9 postes/cables, fue el departamento más afectado por las ráfagas, seguido de Malargüe. En Guaymallén se denunció una voladura de techo, entre otras cosas, y en Lavalle un incendio en un campo inculto.

Durante la tarde, la provincia se "guardó". No hubo deporte de ningún estilo, la Arístides, la Peatonal y calle San Martín estuvieron prácticamente "vacías", el microcentro con poco movimiento y el Parque General San Martín, desierto. Desde la tarde comenzaron a reportarse varios cortes de luz, principalmente en Guaymallén. Los reclamos a Edemsa pueden efectuarse haciendo click aquí

Pocos vehículos en el Parque. Foto: Santiago Tagua/MDZ
Mas postales del Parque sin gente. Foto: Santiago Tagua/MDZ.

Pasadas las 22 horas, todo cambió. En varias zonas del Gran Mendoza el viento comenzó a soplar con mayor violencia que durante la tarde. Cerca de la medianoche, no daba tregua y los cortes de luz en Godoy Cruz, Ciudad, Las Heras y Guaymallén, según reportan lectores de MDZ, se intensificaban. El minuto a minuto de la jornada puede seguirse en vivo, haciendo click aquí.

Para peor, un grave incendio, el cual el Gobierno asegura que fue intencional, se desató cerca de la medianoche en El Challao, estando el principal foco ígneo entre la Reserva Natural Divisadero Largo y el Barrio Privado Nuevas Quintas, el cual debió ser evacuado por completo. Un amplio operativo debió montarse para poder batallar contra las ráfagas y el fuego, una tarea titánica que las propias autoridades reconocían "imposible" de controlar por las condiciones dadas. 

La escena en el centro mendocino era dantesca: ramas caídas por absolutamente todos lados, muchas zonas sin luz y de fondo sirenas de bomberos que iban en dirección hacia el Pedemonte. Mientras más avanzaban las primeras horas de la madrugada, las ráfagas eran más fuertes y el viento, lejos de ser cálido, rotó y comenzó también a llegar desde el sur. 

No hay pronóstico que aguante para este domingo. Se espera que las ráfagas sean de similar intensidad (60 a 80km/h) que las del primer día de este fin de semana distinto, marcado por una de las mayores mendocinidades de todas, el Zonda. Mientras se desarrolla un gigantesco operativo por controlar un fuego que es inmanejable debido a las fuertes ráfagas de viento, habrá que esperar al domingo temprano para hacer evaluación de daños.

Finalizado el fin de semana, ingresará un frente frío que hará descender la máxima a 20 grados el lunes. Siguiendo el pronóstico de Contingencias Climáticas, que es el ente meteorológico del Gobierno de Mendoza, ese día estará mayormente nublado, con vientos que rotarán y llegarán desde el sur. Pero primero hay que atravesar el domingo.

Archivado en