¿Sentiste olor a podrido cuando saliste a la calle? Esta puede ser la causa

¿Sentiste olor a podrido cuando saliste a la calle? Esta puede ser la causa

Este lunes y martes un desagradable olor a podrido sorprendió a los vecinos del Gran Mendoza. Muchos se preguntaron cuáles podrían ser las causas.

Felicitas Oyhenart

Felicitas Oyhenart

Mdztrip@mdzol.com

Este lunes y martes por la mañana muchos mendocinos salieron de sus hogares hacia sus trabajos, escuelas o para hacer deporte y fueron sorprendidos por un putrefacto olor que despertó dudas. ¿A qué se debe este hedor que se siente en Mendoza?

El olor a podrido se percibió durante las primeras horas de la mañana del lunes y martes principalmente en el Gran Mendoza. Al abrir las puertas de sus casas, vecinos de algunas localidades de Las Heras, Godoy Cruz (puntualmente en las zonas aledañas a la Plaza de Godoy Cruz, calle Biritos, Puente Olive), y de la Ciudad de Mendoza (Avenida Arístides Villanueva) sintieron un tufo poco usual que llevó a que muchos consultaron qué era eso.

“Es de la Destilería”, aseguraban algunos; “hay un problema con las cloacas”, afirmaban otros vecinos. Lo cierto es que el putrefacto olor incomodó a muchos y por ello, MDZ decidió consultar a un experto para conocer el motivo.

En diálogo con este medio, Nahuel Weber, jefe del Cuerpo de Inspectores Dirección de Protección Ambiental (DPA) de la provincia de Mendoza aclaró: “Estamos en invierno y las temperaturas han sido muy bajas, por ello se produce un proceso de inversión térmica. En estas situaciones se genera una capa de aire frío que asciende por la noche".

Aquellos que habían percibido el incómodo olor también habían advertido que una "extraña" nube gris cubría gran parte de la Ciudad, Las Heras, Godoy Cruz y Guaymallén. Weber explicó que esto probablemente se deba que "cuando amanece mucha gente se calefacciona con estufas que generan humo y, en algunos casos, queman combustibles que no son los correctos, como plásticos, esa nube no asciende libremente a la atmósfera sino que se mantiene baja, bien rastrera. Eso lleva a que se sientan olores que no son tan comunes durante el verano" y que se vea una nube gris.

En invierno, esta situación, suele darse en los alrededores del Aeropuerto, para el lado del Borbollón muchas familias que viven en los asentamientos de esa zona se calefaccionan combustionando los materiales que tengan a su alcance. 

El jefe de inspección de la DPA advierte sobre los peligros de recurrir a esto, “la difícil situación económica y el aumento del precio del gas lleva a que las familias elijan quemar en viejas estufas componentes que suelen ser sumamente tóxicos”.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?