caba

Video: así cayó un abusador serial gracias al reconocimiento facial

El hombre tenía 18 denuncias de abuso en su contra y estaba prófugo hace años. Fue detenido en una estación del subte porteño.

martes, 30 de julio de 2019 · 11:07 hs

Desde su puesta en marcha, el Sistema de Reconocimiento Facial que funciona en subtes y ferrocarriles de la Ciudad de Buenos Aires arrojó buenos y malos resultados. Entre las 226 personas que fueron puestas a disposición de la Justicia gracias al sistema, se destaca el caso de un hombre que tenía 18 denuncias por abuso sexual y que se encontraba prófugo de la Justicia.

Los efectivos de la policía de la Ciudad de Buenos Aires lo detuvieron mientras se trasladaba por la estación Congreso de la línea A del subte, en el barrio porteño de Balvanera. El agresor tiene 61 años y fue demorado luego de que los agentes efectuaron una consulta al Juzgado Criminal de Instrucción Nº 35, a cargo de Verónica De Rosa.

Una vez verificados los datos, se lo detuvo y se lo puso a disposición de la Justicia que lo considera penalmente responsable por el delito de abuso sexual agravado. No es un detenido más: el hombre tenía 18 denuncias en su contra.

Los expedientes no están todos en el juzgado de De Rosa: se reparten entre otras sedes judiciales. El hombre se encontraba prófugo desde hace años y los delitos fueron cometidos en diferentes distritos.

De acuerdo a lo informado por TN, el Sistema de Reconocimiento Facial, activó hasta ahora 1227 alertas, pero solo 226 personas fueron detenidas por delitos graves, es decir, el 18,41%. En los casi tres meses que lleva vigente, se identificó un promedio de 14 personas por día. El sistema también ha recibido críticas porque en algunos casos arrojó "falsos positivos".

Desde el Ministerio de Seguridad porteño explicaron que los restantes 1001 (81,59%) no quedaron en libertad por una falla del sistema, sino que una vez que la Policía se comunica con el juzgado para informar acerca de la detección de un posible prófugo, es la Justicia la que decide qué hacer. En algunos casos, el requerimiento judicial no implicaba una detención y en otros la persona sufrió una falla del sistema. Las autoridades aseguran que estos últimos representan "sólo el 4%" del total, es decir, unas 40 personas. A su vez, señalan que el software busca que el individuo "sepa que tiene que presentarse a la Justicia".